Rajoy, el peligro de un mediocre con poder absoluto

En un momento de la noche electoral, Mariano Rajoy quiso corroborar que su triunfo era por mayoría absoluta en un aparte. Su expresión lo decía todo. Tras 8 años de opositar y dos sonoros suspensos, tras toda una vida de hacer lo conveniente, de aguantar hasta ataques de depredadores de su misma piña, había ganado su silla en La Moncloa y todo el poder para hacer y deshacer a su criterio. Fue un gesto, casi imperceptible, que helaba la sangre. Ese día ya estaba claro cuanto iba a suceder. “Los electores nos han dado un mandato claro”, dijo varias veces desde entonces.

Ya no hacía falta responder a los periodistas, ni dirigirse a los ciudadanos –ni para prometerles lo que no iba a cumplir aunque por inercia lo siguiera haciendo-. Ni negociar, ni siquiera hacer como que se dialoga. El Congreso de los diputados en la realidad de nuestra estructura política es innecesario cuando la suma de los escaños da un resultado aplastante. Abrevia utilizar la vía de los Decretos Ley. Los ritos democráticos son accesorios, pérdidas de tiempo que distraen de “lo importante”.

Rajoy entró en el gobierno ya con “el síndrome de la Moncloa” y hoy ha conseguido el récord de ser “un jarrón chino” mientras continúa en el puesto. Es de escarnio mundial verle esconderse de las graves acusaciones que pesan sobre él, secundado por ese gobierno y esa camarilla que eligió a su imagen y semejanza. Algunos más locuaces –incluso en exceso-, portavoces todos de la misma iniquidad. Con insultante perseverancia en la mentira. La parodia de rueda de plasma que Rajoy se marcó el lunes, leyendo la respuesta a una pregunta pactada y amañada, da idea de quién es en realidad este individuo. Por si alguien tenía alguna duda. Parece que todavía queda alguno, bastantes incluso.

Mariano Rajoy, como el resto del equipo, pretenden obviar un entramado de corrupción que se extiende por toda la historia del partido y en el que los datos y hechos oficiales y las denuncias de Bárcenas se entrelazan formando un retrato esclarecedor. No se puede despachar con un “todo es mentira”. ¿Labrada durante ¡20 años!? ¿Con qué objetivo? El eficiente tesorero, tantas veces defendido por todos ellos -incluso cuando ya se le investigaba judicialmente-, hoy es un delincuente que les engañó. ¿Podría gestionar un país una gente tan absolutamente torpe de ser cierta esa explicación? Porque no lo olvidemos, su propósito sí lo están cumpliendo. Mariano Rajoy -y los que eligió para acompañarle-, tenía una meta muy definida y la está culminando con enorme eficacia.

Ante la mirada estupefacta e indignada de buena parte de los españoles y la cómplice o bobalicona -dispuesta a tragarse un elefante con pintas en un solo bocado- de quienes aún le apoyan, Rajoy y los suyos siguen su estrategia sin fisuras. Dicen no poder perder el tiempo para atender a “tareas de gobierno”, y seguir con “el programa de reformas” imprescindible para sacarnos de la crisis. La ambiciosa vicepresidenta de todo es especialmente amante de la frase.

¿Y en qué consiste el programa de reformas? ¿Se lo han preguntado los que confían en el PP y se distraen con el loro que repite “pues el otro más”? En una loca carrera por desmantelar la sanidad pública, destruir la educación para criar trabajadores sumisos sin brizna de pensamiento crítico, abortar el futuro del país al cercenar la investigación y la ciencia sin dar a cambio sino la competitividad de los sueldos miserables, y, desde luego, acabar con el Estado del Bienestar. Rajoy -y sus etcéteras- se lo está merendando con la misma fruición que se oculta para no dar explicaciones.

Cada “reforma” es una merma social y una apuesta por la España del pasado que nos hundió en el hoyo. Ya hemos visto los resultados de la laboral. Pasa lo mismo con la eléctrica, los transportes, la función pública, la justicia. Con la Ley de Costas o la LOMCE. Ahora le toca a las pensiones. Todo. Cada vez que nos cae una “reforma” del PP implica tijera y consolidad privilegios de aquellos para quienes se gobierna a costa de la mayoría. Saben lo que hacen. El modelo de país que añoran, predesarrollado, ultracapitalista, sin futuro como tal, con la masa empobrecida, dependiente y vulnerable, con enormes desigualdades sociales que siempre pasan factura. Grave. Para los ciudadanos. Para el propio país.

Hay ya personas desnutridas, pero para muchos que no lo están cada pago es un una preocupación. Todos reduciendo gastos, vacaciones, aire acondicionado en este tórrido julio, comida incluso, para lograr… ¿qué? ¿Costear los intereses de la deuda que crece sin cuento? ¿Los sobresueldos y todo tipo de lujos, mangoneos y corrupciones?

El gobierno de Rajoy –recordémoslo una vez más- inició su mandato con la deuda pública en el 68,5% y la tiene –a día de hoy- en el 89,5%. Un ritmo de aumento descomunal y sin precedentes. Ya debe más de 20.000 euros por ciudadano. Solo en un trimestre, el primero de este año, se pulió 40.000 millones de euros, 23.000 en Mayo en aceleración ya inaudita. Nadie más que ellos “ven” brotes verdes y flores de invernadero ¿Es posible que aún haya algún incauto que crea que él va a salir de la crisis si no es de los que nunca la padecieron?

Todos entraremos en la precariedad de no variar el rumbo. Cada dolor que nos cuentan, cada ansiedad por lo que viene, cada desesperación, tiene una única respuesta: ya no es un problema aislado, ya no es tu problema, nos va a llegar a todos, sino se erradica… el cáncer. Las revelaciones de estos días nos hablan de uno enormemente dañino y virulento, con extendida metástasis. Arroja sus fluidos purulentos, su cadena de carcoma, sobre el tejido social, sobre los fundamentos democráticos del Estado. Y se va extendiendo ¿hasta dónde? Lo dicen incluso los medios internacionales. El Financial Times habla de un “ venenoso fondo de reptiles” en la España del Partido Popular.

En su delirio, Rajoy llegó a identificarse él mismo con el Estado de Derecho en su comparecencia del lunes. Mediocre pero no solo, también prepotente, enorme embaucador, dios en su pedestal. Mezcla letal cuando se acompaña además de escasos fundamentos éticos, por no decir nulos a tenor de su actitud. Igual que cuantos le secundan. Ni uno nos sirve por eso. Todo lo que no sean elecciones generales, libres e informadas, con compromiso de cambios estructurales que impidan repetir esta situación, es inadmisible ya. España es un país enfermo, casi terminal si no se actúa. Un mal inmenso nos corroe. Y ante eso solo cabe cirugía radical y urgente.

*Publicado en eldiario.es

Anuncios

18 comentarios

  1. Eremita

     /  19 julio 2013

    Yo ya no espero nada de este país: ni de sus políticos, ni de sus élites, ni de sus ciudadanos. La ignorancia y la mezquindad lo invade todo. Solo en los círculos reducidos e íntimos todavía se puede encontrar la generosidad, la solidaridad y la inteligencia instintiva necesarias para sobrevivir con dignidad humana. Todo lo demás es cartón y podredumbre, animales descerebrados alimentándose en la carroña. Zombis y vampiros huyendo de la luz.

  2. francisco gomez

     /  19 julio 2013

    Y añado, tonto, muy tonto.Se ha rodeado de mediocres y en algún caso de mentirosos diferidos.Ahora asistimos a la entronización por su prensa de otra mediocre y tonta, que no sabia nada de la Gürtel, ni de las privatizaciones sanitarias y que ahora es la gran esperanza pepera(esta se cree que no tenemos información veraz y libre para contrastar sus “olvidos”) Mientras este incumplidor desmantela lo público sin ningún pudor, mientras una inmensa mayoría vive de las paupérrimas pensiones de sus padres y se calla hasta que se agote y entonces ya no habrá solución. Aprueban leyes que nadie pide y legislan lo que nadie necesita y cuando hacen leyes a decretazo limpio, son para volver a dar una vuelta de tuerca a los que menos tienen y de esa manera contentan a la alemana y a los parásitos del FMI esa cosa que ha tenido unos presidentes muy honorables y que han pasado por sedes judiciales, incluida la actual gerifalte.
    Saludos Paco

  3. Aquí tenéis un medio de comunicación antagonista de la caverna mediática española:
    http://actualidad.rt.com/actualidad

    Saludos.

  4. Gnativo

     /  19 julio 2013

    Es tan torticero, taimado y mendaz que aún no ha aclarado si es verdad que cobra por “su” registro de la propiedad de Santa Pola que como se sabe lo tiene “alquilado” a un colega, que le guarda la plaza. Otros dicen que van a medias con las ganancias. Esto es de público conocimiento por la prensa, pero, claro, es un deshonor para un primer ministro preguntarle y que conteste por este asunto, un atentado a su honor. La pregunta es clara : ¿señor Rajoi es cierto que sigue cobrando un dinero por ser registrador en Santa Pola, aunque tenga un sustituto?.

  5. vavagate

     /  19 julio 2013

    Sólo discrepo, Rosa María, en el calificativo de “mediocre”. A mi juicio, están actuando tan brillantemente que incluso parecería que están logrando convencernos de que valemos tan poco como ellos. Un abrazo a todos.

  6. Que ideas tan bien expresadas, se nota pasión e indignación en tu escrito, no es para menos así nos entimos todos…o casi todos, un saludo Rosa.

  7. Reblogueó esto en ACTITUDES.

  8. Qué maravillosa forma de escribir…¡¡¡¡¡¡¡¡¡

  9. De verdad que a mí este gobierno y quienes les apoyan, me parecen carentes de neuronas. Por muy neo y liberales y conservadores, como mínimo deberían pensar, con todo el entramado de poder absoluto que se han generado, cada vez más alejado de una democracia a pesar de haber sido elegidos en las urnas, están dejando el país como un solar y a sus habitantes en quiebra económica, física y mental tal y como nos muestra continuamente Rosa María es sus artículos.
    ¿Qué país nos dejan para el futuro próximo y lejano? ¿Dónde engarzará un estado poco democrático, empobrecido, aculturizado, menguado en riquezas naturales e intelectuales, sin posibilidad de generar ni trabajo, ni riqueza, ni bienestar, ni…?
    O vamos a ser el primer país en la solución final del neoliberalismo más extremo: acabar con la democracia y el pueblo de nuevo unos contra otros y no sólo por ideología sino por un misérrimo puesto de trabajo, y agradecidos con ello, o realmente han perdido el Norte en su afán de mantenerse en el poder sin saber que hacer con él, hasta el extremo de ser motivo de burla en la prensa extranjera y supongo que también en otros ámbitos. Las dos opciones me repelen de igual manera, pero visto lo visto y como parte de la sociedad sigue callando, no existen opciones viables o lo parece, los medios de comunicación les hacen el juego en ruedas de prensa inexistentes, seleccionando a quien dan voz y cabida, los intelectuales permaneciendo a la fresca mental etc, no se me ocurren más opciones.
    Lo malo es, que soluciones sigue habiéndolas, pero se callan y ningunean y pronto, será tarde. Saludos, Cristina.

  10. Tus análisis son muy interesantes y valientes. Enhorabuena.

  11. Diógenes

     /  19 julio 2013

    El peligro real es creernos que esto es un democracia cuando la constó, preámbulo, art. 3 define el sistema político Español como monarquía parlamentaria (en realidad yo creo que constitucional, pero es cosa mía).

    El poder absoluto nace de la no separación de poderes en las urnas, de que confundamos legislativas como presidenciales (el presi lo propone a posteriori el congreso al fuancar que decide), da igual mayoría absoluta o pactos por intereses contínuos… no pintamos nada.
    Proceso constituyente y cambiar el engendro, por ejemplo… instaurando un domingo cada 4 años el día de la tortilla de patata con la familia… (un gran nº de votos van a la papelera en cuanto a reparto de escaños… por supuesto cuentan en cuanto a reparto de pelas (ver ley electoral) ) y que les den a todos…. en las duchas del trullo que toque. Mientras tanto no cambiará nada… y que la CEOE, que pasa y hunde pymes… nos cuente en subvenciones administrativas más del doble que congreso y senado juntos, la financiación de partidos, el trille de los votos en blanco, sindicatos verticales…. que en Canarias, Asturias… puedan gobernar pactos contra natura sin que los votantes puedan mandarlos a palla mientras los mas votados se quedan de oposición…. debería hacernos pensar un poco… creo… en como sacar a todos a gorrazos….

    Salud y acracia!

  12. Patricio

     /  19 julio 2013

    Patricio.
    Supongamos por un momento que fuésemos Mariano Rajoy y que tenemos un marrón que se llama Bárcenas. Este señor fue tesorero 20 años del PP y se sabe todo el historial del partido de cabo a rabo ,por lo que el “delincuente” nos tendría agarrados por las ” gónadas” por no decir coj………
    Si la oposición en pleno nos montase una “moción de censura” tendríamos tres opciones a elegir: 1ª No presentarnos en el Congreso.
    2ª Admitiríamos la verdad de muchos de los papeles del “delincuente”.
    y 3ª Lo negaríamos todo y juraríamos por la Santa Madre Iglesia y el señor Rouco Varela que todo es mentira .
    Pregunta del millón : ¿que opción elegiríamos?.
    ¿La tercera?.
    Se admiten apuestas.

  13. Mediocridad= prepotencia .
    Es que cuando no hay… No hay
    Triste

  14. Trancos

     /  20 julio 2013

  15. Miguel

     /  20 julio 2013

    Genial artículo Rosa María, que identifica a la perfección y con valentía al infame éste, que está arruinando de por vida y sin contemplaciones a la mayoría de los habitantes de este país. Por supuesto con la complicidad de los otros partidos, sindicatos, u otras organizaciones del estado, por su innacción, pasividad, falta de valentía o cobardía…
    Una vez conseguida la mayoría absoluta, que él y los que tiene alrededor quiere hacer entender que fue mérito suyo ( ya sabemos como se consigue cambiar la tendencia del voto) le mandaron hacer un trabajo, se puso las orejeras y ahí va…arrasando con todo.
    Si no se le paran los pies, la mayoría de este país, nos quedaremos con lo puesto y además sin las libertades democráticas ni derechos constitucionales que ya eran más que raquíticas…
    Adjunto un artículo, que después de leer, me ha dado envidia, pues aquí, que yo recuerde, nunca hemos tenido un mandatario diciendo cosas de ese nivel, magnitud y compromiso y con tanta modestia y diginidad. Léanlo, vale la pena. Saludos a todos.

    http://www.rebelion.org/noticia.php?id=171392

  16. soutelo

     /  20 julio 2013

    Hola,Rosa y amigos contertulios:
    Fotografia verdadera,en tres dimensiones la tuya;sobre la realidad.Me puede,me puede, el comportamiento desvergonzado de Rajoy y de su tropa,En Septiembre ,como maximo,Octubre, la calle tiene que explotar,nos llevan a la ruina.estoy unas horas a la semana de voluntario en la Cruz Roja,ayudo en un proyecto sobre Empleabilidad de personas afectadass por la crisis,realizo entrevistas,y el cuadro que contemplo es tremendamente desolador,hay pobreza,si, la hay.
    Apertas agarimosas,buen fin de semana a todos.
    http://intentadolo.blogspot.com.es/2013/07/desverguenza-al-infinito.html

  17. rosa maría artal

     /  20 julio 2013

    Qué bien, Soutelo, qué majo eres.

  18. valiam

     /  23 julio 2013

    Hola,

    Se reparten los puestos y las competencias y a partir de ahí el único delito es ir contra el sistema. Hasta el próximo reparto hay que trabajar con quiénes estén.

    Poquitas quejas reales hay por negligencia / mediocridad / inutilidad hay en las organizaciones (de la índole que sean).

    Así es el sistema, nada es cuestionable, ni los puestos creados ni la preparación para ocuparlos ni las decisiones de nadie. Y todos tragando con el corporativismo que impera por doquier.

    La mediocridad no es un factor importante, lo importante es que respete el sistema y supongo que nuestro presidente lo respeta.

    Felicitaciones por el blog.
    Un saludo.

A %d blogueros les gusta esto: