Estos truenos, vestidos de nazarenos

Foto publicada en Diario Sur

Foto publicada en Diario Sur

La Virgen María Santísima del Amor recibía este miércoles (llamado santo) una condecoración al mérito policial de manos del propio director del cuerpo.  Del acto, celebrado en Málaga, se hizo eco la agencia France Presse. La misma que, un par de días más tarde, distribuía una foto de una niña de apenas 6 años disfrazada de nazarena y con cadenas en la cabeza. Este año de gloria del PP,la Semana Santa ha sido un festín. No había quien se acercara a una pantalla de televisión –especialmente en la pública-, sin que saliera de ella un cristo doliente, varios capirotes, algún romano o un mareante olor a incienso.

nazarena.france.presse

No faltó un detalle. Alumnos de un colegio público de Cientruénigo (Navarra) pudieron empuñar armas de la Guardia Civil y ver y tocar material antidisturbios, dentro de una exhibición que se enmarca en un Plan de Fernández Díaz para mejorar la convivencia y la seguridad –dicen- de los centros educativos. Qué mejor que inscribir en estos piadosos días el uso de escopetas y de los mecanismos agresivos para disuadir a quienes protestan. Virtud y autoridad, juntos refuerzan sus valores.

cospedal.SS.2014

Hemos visto, arrebolada una vez más al contemplar la visión de un sacerdote y el fervor de los actos litúrgicos, a la mismísima Dolores de Cospedal, -ataviada con mantilla española a la que tiene especial querencia- haciendo un alto en sus tareas como la de afinar el gasto quitando subvenciones a los dependientes. O sanidad a quien sea que no pueda pagársela como las gentes de bienaprovecharse. En el Alcázar de su Toledo, ha ondeado la bandera a media asta en señal de luto.Por una muerte de hace 2000 años.

Y hasta ha vuelto a aparecer el hueso para todas las sopas, la marquesa del cajero y la estampida, con su enfermizo afán de notoriedad a ver si logra más huecos en los medios con sus exabruptos. La procesión y el toro, el toro y el catolicismo, el catolicismo y la españolidad. Sus famosas empanadas. Castizas.

SusanaDiaz.SS.2014

Y, con diversas expresiones –de la aflicción al recato-, a una de las grandes esperanzas de renovación del PSOE: la presidenta andaluza Susana Díaz, que visitó diversas cofradías de Málaga y se fotografió con el Cristo de la Buena Muerte, la Legión y unos cuantos famosos. Qué menos tras haber despachado con autoridad y la legalidad de los bancos a unos pobres que osaban querer una casa para vivir.

 El mismo ministerio que galardona vírgenes prestó -también esta semana- un helicóptero de la Guardia Civil al arzobispo castrense de Ceuta y Melilla para una gira de más de 200 kms. Le llevó 5 horas. Fuentes de la Benemérita explicaron que el prelado realizaba una visita pastoral a sus feligreses en el cuerpo. Teniendo medios aéreos que poner a disposición de su ilustrísima, cuesta poco distraerlos por un rato –largo, 5 horas- de la vigilancia de la valla y sus cuchillas cortantes.

Esta es la imagen que damos al mundo. La real. Y cuesta entender que la Unión Europea admita entre sus miembros a países en donde sus gobiernos colocan medallas a tallas de madera. Atribuyéndoles méritos policiales además. No queda muy lejos de Calígula y su caballo cónsul.  O, mucho más recientemente, de aquel presidente de Turkmenistán, Saparmurat Atayévich Niyazov, que llegó a rebautizar el mes de Abril con el nombre de su madre, entre otras excentricidades propiciadas por su autoritarismo.  La UE sin embargo sirve a sus intereses del neoliberalismo que hoy se impone en ella, y con tal que se cumplan los objetivos –lucrar a unos pocos sin importar cómo-, callan desde Barroso a Merkel, pasando por todos los gobiernos. Y esto no es un chiste. Es serio.

Este alarde de parafernalia católica ya no es que contradiga a España como el país aconfesional estipulado por la Constitución, es que hace dudar de la cordura de toda esta gente que está ejerciendo el poder como sus ancestros exentos de toda norma.

Las aficiones se las paga uno de su bolsillo y se realizan en privado. Pero esto va mucho más allá del placer que les proporciona. Lo peor es que de nuevo estamos ante una ideología muy definida que busca la cartera con una mano y el rosario y el cilicio con la otra. Los niños que juegan a la Semana Santa, a la temible Semana Santa española del culto a la muerte y al masoquismo, están siendo abducidos para la causa, fidelizados. La mayoría de ellos sabrán más del castigo que llaman sacrificio que del buen vivir en regalías. Para eso hay que nacer. Sin alma, preferentemente. “Aquel trueno, vestido de nazareno”,  escribió Antonio Machado para definir a los rancios señoritos españoles en sus hipócritas golpes de pecho. Y por este camino, se llega a los resultados que conocemos: siempre a los mismos.

Hay barreras que al sobrepasarse crujen, sin embargo. Calígula no acabó precisamente bien, por ejemplo. Dice José Luis Sampedro en su libro póstumo, Sala de Espera, que la barbarie acaba por servir de impulsora. Se refiere a dirigentes –y es aplicable- que no advierten cómo el rumbo de la nave que pilotan la lleva a una dársena de desguace. “Allí no se hundirá bajo las olas, pero sí la ocuparán otros timoneles y será completamente reconstruida”, añade.  Cuesta creerlo pero ¿qué más atropellos y dislates se pueden cometer y consentir sin que peligre seriamente hasta la barbarie?

*Texto publicado en eldiario.es

Anuncios

19 comentarios

  1. txikiguillen

     /  22 abril 2014

    Vergüenza ajena y asco es lo que da esta panda de delincuentes analfabetos.

  2. Paco

     /  22 abril 2014

    No sé si son nazarenos o tontos de capirote

  3. Maruca

     /  22 abril 2014

    A mi, aparte de vergüenza me da verdadero asco. ¡Mira que meter a los niños en esta payasada!

  4. Lo malo de estas “payasadas”, es que además no son inocuas ni inocentes.
    Cuando veo a María Dolores ataviada de este modo y tan en su teatral puesta en escena, supongo, y creo no equivocarme, que ella es muy católica, y yo me pregunto ¡¿qué pecados confesará?!!

    Nada, a seguirlos votando para que nos sigan robando. Al fin y al cabo, ell@s son culpables pero nosotr@s somos responsables de que estén donde están.

    ¡Excelente, Rosamaría!
    Un abrazo.

  5. extremanyo

     /  22 abril 2014

    Como bien sugiere Rosa Mª, esa parafernalia neo-nacional-católica es parte fundamental del adoctrinamiento, son las sombras que se ven en el fondo de la caverna, es una enseñanza icónica (¿no se ha llevado la ·educación” al campo de la imagen apartándola de los libros?) que se grabará en las mentes de las nuevas generaciones de borregos que se están criando en las áridas estepas castellanas, en estos campos de soledad que, Fabio, ¡ay dolor! fueron Itálica famosa (¿o nunca lo fueron?) y ahora los compran por cuatro duros esas compañías-buitre que vienen atraídas por la carroña y la pestilencia que este pobre país emana. Nuevos emprendedores, beneficiados de los planes de formación, élites que surgirán del destrío económico y cultural que se está produciendo en la juventud española (selección natural de las especies, lo llamarán cínicamente cuando se perpetúen en el poder) Recordad que la Historia es cíclica. Pronto os sonará la hora del relevo.

  6. Miguel

     /  22 abril 2014

    Aquí en la “reserva (faunística) espiritual de Europa”, el alto clero y la burguesía nacional siguen empeñados en que el pueblo español siga sacrificado, “crucificado” o de rodillas.
    He estado este fin de semana en Francia y entre otros temas, salió el de nuestras “costumbres religiosas” y allí alucinan, por grotescas, aberrantes y exóticas.
    Y sí, a los europeos de a pie les cuesta entender que aquí, en el siglo XXI, se coloquen medallas a tallas de madera y se practiquen costumbres medievales, como las procesiones con sus siniestros nazarenos y costaleros y demás.
    Como les cuesta entender, entre otras muchas cosas, que los “buenos cristianos” españoles en el gobierno, sin escrúpulos, desalojen a familias humildes de sus viviendas o condenen a la miseria a millones.
    Como les cuesta entender también que esos “buenos cristianos” no se inmuten ante las condenas ( son 77) que acumula el estado español de organismos internacionales por sus reiterados incumplimientos de la legalidad internacional y los derechos humanos hacia su pueblo.
    Saludos

  7. Si Jesucristo vuelve a nacer, no hace falta que lo crucifiquen, se muere de vergüenza en nuestra cristiana, católica, apostólica y romana, España.

  8. En España, hasta los más progres de izquierdas intelectuales del copón, parten de la creencia en que existió un tal Jesucristo y murió hace casi 2000, ahora, precisamente, por estos días de semanasanta. (!!!)
    No hay datos científicamente históricos y todo dimana de las creencias en el cuento de los cuentos = la biblia.
    Cuando logremos superar esas tontas creencias, estaremos en disposición de examinarnos para la obtención del carné de izquierdista.

  9. Trancos

     /  23 abril 2014

    Salvo los que han vendido su alma (y las partes pudendas de su cuerpo) a Monseñor San Marqués de Peralta por un plato de prebendas, los otros “Truenos vestidos de nazarenos” o damas apostólicas de la santa inquisición deben estar descojonándose de risa. No creo que ni ellos se crean esas patochadas a las que se ven obligados (lo mismo gente del PP que gente del PSOE) por un puñado de votos. No habría “truenos” si no hubiera tontos de capirote. Si en este país hubiera un número suficiente de frikis como para inclinar los resultados electorales en un sentido o en otro, las medallas al mérito policial o de la guardia civil se la concederían a Spiderman, Batman o al cuerpo de Yedis de La Guerra de Las Galaxias (no son más de ficción que toda esa legión de vírgenes a cuyas romerías acuden estos días toda la manada de tontos de capirote para quitarse la resaca de la Semana Santa)

  10. Patricio

     /  23 abril 2014

    Patricio.
    Tengo que decir que soy ateo ,”gracias a dios” , y respeto a los creyentes de todas las religiones.
    Yo que tengo ya algunos añitos, he visto en esta “semana santa” una COPIA de cuando yo era joven , en donde no había nada más que procesiones de santos , vírgenes , cristos y toda la parafernalia de esas fechas en la televisión , radio etc.
    Pero señores , la semana pasada me he estado riendo ,descojonándome para ser más exactos , más de media hora con un vídeo que he visto en youtube en donde se ve en una procesión en Alicante como se cae una virgen al suelo y por poco se lleva por delante a un calvo que se interponía entre la susodicha y el asfalto. Este “penitente” no sabía nada más que rascarse la cabeza por el ” VIRGINAZO” recibido.
    Supongo que para el año que viene el señor se pondrá un casco en la “testa” por si las moscas…….

  11. Baturrico

     /  23 abril 2014

    Si Azaña levantase la cabeza…

  12. …Si Cristo resucitara…
    Me apuesto lo que me apuesto, que cogería un látigo (o una espada láser, me da igual), y los echaría a patadas en el culo de sus altares, procesiones, sillones y sitiales de privilegio.

    No soy creyente, ¡pero qué feliz me sentiría!
    (¿Hace falta que vuelva Jesucristo?)

    Un abrazo

  13. Enrique

     /  24 abril 2014

    Es un dilema sobre los cristofachas:
    Serán no creyentes disimulando porque sospechan que no existe infierno que los castigue o…..
    Quizá son creyentes que piensan que por muchos males que infrinjan al prójimo con ir a confesar lo tienen todo arreglado?
    Por favor, si alguien lee esto me gustaría conocer su parecer.

  14. Enrique:
    En mi modesta opinión, creo que lo primero sería conocer lo que definimos como “creyentes”. Repito que yo no soy creyente de religión alguna, pero en cuanto a la católica, basta leer los evangelios, para saber cuántos “pecados” acumulan los de esta camarilla de aprovechados. Y sí, conozco bastante los evangelios, aún no siendo creyente.
    En la segunda parte de tu exposición, desde mi punto de vista, das tú mismo la respuesta más certera. La religión católica, como gran parte de la cultura judeo-cristiana, tiene un alto componente masoquista y autocompasivo, que estimula la falta de autoestima para facilitar el dominio de las conciencias, que crea en la personalidad un bucle de pecado-redención, que les permite justificar en definitiva cualquier daño infiigido al prójimo, redimiéndolo oportunamente con el sacramento de la confesión, o simplemente como asistente y testigo de ciertos ritos puntuales (misas, procesiones, liturgias específicas como la de semana santa, etc). Creo que este componente sicológico de las conductas de mucha gente no sólo los condiciona, sino que también se aprovechan de “su debilidad” para persiguir sus traumas y complejos. (Hay que cuidarse de muchas personas débiles que se te cuelgan buscando apoyo y luego terminan hundiéndote). En el fondo, si fueran “creyentes verdaderos” simplemente aplicarían aquello tan simple de “no hagas a los demás lo que no quieres que hagan contigo”. Yo creo que en la mayoría de los casos es gente con dos condiciones básicas: enfermedad y perversión, mucha perversión.
    Además… ¡Que ya somos tod@s mayorcit@s!
    Un abrazo, y disculpa tanta perorata.

  15. negras tormentas

     /  25 abril 2014

    Esta es la imagen que exporta nuestro actor más internacional. Ese es el nivel.

  16. Enrique

     /  25 abril 2014

    Gracias Carlos. Yo tampoco soy creyente, en gran parte porque mi lejana infancia estuvo plagada de “místicas” experiencias que me hicieron ver la incongruencia entre lo que predicaban y practicaban quienes trataban de inculcarte la doctrina cristiana.
    Estamos hablando de principios de los 60, y algunas de las cosas que yo viví en un colegio interno de monjas hoy sería cabecera en los telediarios.
    Un abrazo

  17. Reblogueó esto en El Día a Diario.

  1. Estos truenos, vestidos de nazarenos | EL VIL M...
  2. Estos truenos, vestidos de nazarenos | El Periscopio | EL TÁBANO
A %d blogueros les gusta esto: