“El Estado soy yo”

 ludwig_inter_g

 

La frase se atribuye al rey francés Luis XIV. Dos “Luises” después se desataría revolución francesa, por cierto.  El joven rey, de 16 años entonces, la pronunció al parecer ante el parlamento el 13 de Abril de 1655 (Abril les sienta muy mal a los reyes franceses). Hacía pocos días que el Parlamento se le había rebelado en un lit de justice, una costumbre por la cual el monarca se llevaba hasta la cama con cojines a la sesión. “El Estado soy yo” (L’État, c’est moi) es el símbolo de la monarquía absoluta.

Pues bien, el PP también es el Estado, el Estado de Derecho por más señas. Lo repiten sus miembros, incluido el presidente, Mariano Rajoy, a menudo. Hoy ha sido su jefe policial, Ignacio Cosidó, quién, en la COPE y ONDA CERO, ha declarado que “se está produciendo una “escalada de violencia” que busca “desestabilizar el Estado de Derecho”, y ha anunciado –como si no lo viéramos- que la Policía tiene intención de hacer frente con “firmeza, con la ley en la mano y con el Estado de Derecho”. Más Estado de Derecho, para entendernos.

Un gobierno jamás es El Estado de Derecho, El Estado c’est moi, no puede decirlo un demócrata. La soberanía popular reside en el pueblo, según la Constitución, es decir, obvian hasta la Carta Magna. Y no se protesta contra el “Estado de Derecho” ni mucho menos –mejor nos gustaría que funcionara, con su separación de poderes y todo- se protesta contra el gobierno. Una entidad y un partido autoritario, con gravísimas y ostensibles sombras de corrupción y que ha desmantelado el Estado del Bienestar y privatizado cuanto le ha venido en gana. Como si todo fuera su cortijo. No olvidemos la gestión de Ana Botella que anda vendiendo de saldo, por tres veces menos de su valor, lo que le pasa por la cabeza, y tan demócrata ella  que pide sacar las manifestaciones fuera de las zonas turísticas y creo que hasta ha firmado un decreto en ese sentido que suena a anticonstitucional. ¡Qué más dará que vaya contra la Constitución! ¿No?

Un partido, además, que oferta el palo y la multa y jamás el diálogo.

Meten por los ojos a la gente, con la vergonzante complicidad de muchos grandes medios, que la violencia es lo que se ve en grupos minoritarios, y no el robo de cuanto era nuestro. El hambre y precariedad de muchas personas, la negación de su acceso a la educación a través de costosísimas tasas universitarias, por ejemplo. Eso es violencia. Causa víctimas, algunas mortales.

O atribuir a las Marchas por la Dignidad, como ha hecho la Delegación del Gobierno en Madrid que preside Cristina Cifuentes, estas faltas:

“Asalto a la sede del PP de Perales de Tajuña, intento de asalto al ayuntamiento de la misma localidad, intento de entrada en masa en una entidad bancaria, desobediencia a las indicaciones de la Guardia Civil, infracción de la normativa de seguridad vial por los coches participantes e incumplimiento de dos itinerarios. En total involucra a tres columnas de las marchas: la procedente del Mediterráneo, la de Andalucía, y la del noroeste”. En el texto de Olga Rodríguez los involucrados dicen que las acusaciones son radicalmente falsas y explican por qué.

El fascismo está llamando a la puerta de toda Europa y se verá en las próximas elecciones europeas. Aguantar los desmanes de la derecha neoliberal lleva a este camino y éste, el siguiente, a  terrenos muy temibles. Se quita con más democracia, y enseñando a esta gente que no la mamó, ni la quiere, que el Estado no es el Partido Popular. Y a la gente que cree que esto se pasará que abran un poquito los ojos de su cerebro que están siendo los culpables de cuanto nos ocurre.

Anuncios

15 comentarios

  1. jose antonio

     /  27 marzo 2014

    Si la manifestacion del sabado 22 de Marzo, hubiera sido violenta como ellos nos quieren hacer entender, las banderas republicanas estarian ondeando en el palacio de la Zarzuela. Lo mas curioso del caso es que ellos lo saben.

  2. pacoalt

     /  27 marzo 2014

    Creo que nadie mejor que Rosa María para enarbolar la bandera de la libertad

  3. ramonyops

     /  27 marzo 2014

    Reblogueó esto en ramonyops.

  4. josemalopezfernandez

     /  27 marzo 2014

    Muy bien, ellos son el Gobierno de Desecho. La violencia real, la que está teniendo enormes consecuencias en la población es la que ellos practican, con sus leyes arbritarias, recortadoras de derechos sociales y constitucionales que han llegado a preocupar a las propias instituciones europeas. Y encima nos deniegan el derecho a protestar, callando sobre sus injusticias y magnificando cualquier algarada. ¿No ven que en cualquier momento puede producirse un estallido social?

  5. francisco gomez

     /  27 marzo 2014

    Estado de……
    España segundo país europeo en pobreza infantil.
    Eso es………

    Saludos Paco

  6. Reblogueó esto en Raciozinando.

  7. Cuando de pequeño mal crías a un hijo luego ya no tiene solución.
    por ello un solución a tiempo evita muchos problemas.
    Igual para con la medicina preventiva.
    Con la democracia pasa lo mismo.

  8. Una gota de cicuta puede contaminar todo un depósito de agua. Eso es lo que ven muchos ciudadanos. Porque lo que están inculcando a la gente es que, como bien dices, el estado son ellos. La democracia, son ellos. La justicia, ellos también. Los tramposos, los demás. Los ladrones, los demás. Los corruptos, los demás. La verdad es de ellos. Los antisistemas, los demás. Los malos, los demás. Hasta el Ministro fascista del OPUS ha insinuado esta tarde que los tribunales están contra la democracia porque no quieren acotar el derecho de manifestación. Ellos se hacen dueño de todos los conceptos, mientras actúan de forma contraria a lo que dicen. Y eso, que lo lleva haciendo la iglesia al menos 11 siglos, da buenos resultados.
    Nuestro principal problema es la ignorancia y la estupidez de un pueblo que sólo siente ante el júrgol y las idioteces que les echan de comer en la TV. La educación enseña a discernir y a sacar conclusiones. Decía mi padre que la ignorancia es el peor mal de la humanidad, y no sabe usted cuánta razón tenía.

    Salud

  9. Trancos

     /  28 marzo 2014

    …¡Recordar qué dormido pudieran
    pisarlo las vacas,
    morderle en los labios
    horrendas tarántulas,
    matarlo los lobos,
    comerlo las águilas!…
    ¡Vaquerito mío!
    ¡Cuán amargo era el pan que te daba!

    (J.M. Gabriel y Galán)


    Me duele este niño hambriento
    como una grandiosa espina
    y su vivir cenicienteo
    revuelve mi alma de encina

    (Miguel Hernández)

    La España de “Los Vaquerillos” y los “Niños Yunteros” llama a la puerta de esta patria de rostro duro y terrible.
    Me aterra que, en un mañana inmediato, pasen nuestros nietos el mismo hambre que nuestros abuelos. ¿Qué poetas cantarán su miseria?

  10. francisco gomez

     /  28 marzo 2014

    Que seamos los segundos en pobreza infantil, hace que este sea un estado violento,injusto e inhumano.
    Querer poner puertas al campo nunca fue una buena idea

    Saludos Paco

  11. Como bien dice CELEMIN, la educación y la cultura sirven, entre otras muchas cosas, para evitar actitudes como la que tiene la ciudadania. El borreguismo general sumado a la falta de educación y la incultura tienen estas consecuencias.

    Nos encontramos, además, con la falta de criterio de quien no quiere ver la realidad. Y esto tiene poco que ver con la falta de educación y la incultura, tiene mas que ver con el “yoismo” y con el “ande yo caliente…..”. Así nos va.

  12. Los mismos genes, descendientes, de quienes cercenaron la vida de nuestros ancestros y precarizaron nuestra juventud de algo consustancial con la libertad como es la cultura, vuelven a las andadas para machacarnos en todos los aspectos de la existencia cuando ésta necesita de mayor protección. Sus abuelos acabaron con los nuestros. Sus padres dictaron la vida que habríamos de llevar. Ahora, éstos, nos retrotraen a la noche de los tiempos amparados por un entorno que les es notoriamente favorable.

    Pero las máscaras han caído. Dejándonos ver la verdadera faz de unos “demócratas” que jamás lo fueron ni pretendieron. Sino que tan sólo fue una simulación en diferido en forma de Transición de una férrea y criminal dictadura que logró hacernos creer que estábamos caminando hacia lo nuevo cuando de lo que se trataba era de no sólo no tocarle un pelo a los tradicionales dueños del cortijo, sino de que siguiesen “gestionando” el simulacro.

    Ahora, les da igual que se conozca el entramado de mentira y actúan con total desfachatez. De ahí que les salten los resortes propios de una dictadura y nunca los de una democracia. E iremos viendo más reacciones en tal sentido a medida que más gente concienciada con cuanto ocurre dé el paso para manifestar su disconformidad y su protesta.

    Asistimos, de nuevo, a la contemplación de una España oficial que en nada se parece ni tiene que ver con el país real. Y que se desmantela y se viene abajo en la medida que surge el despertar de los adormecidos. Estamos de nuevo en ebullición. Como agua para chocolate. Y como todos sabemos, una olla a presión, si se tapa, explota. Por lo que habrá que estar atentos a los vendedores de sueños y de humo. Porque apuntan que se está gestando una Segunda Transición. Que pretenderá, nuevamente, cambiar el decorado pero manteniendo el mismo escenario.

    Con lo que no cuentan es que parte de los espectadores ya no quieren más teatro. Y han abandonado sus asientos. Hartos de ser súbditos, quieren también actuar. Pero esta vez empoderados como ciudadanos.

    Estamos ante una nueva oportunidad histórica. La de romper con el secular y monopolístico entramado de poder que nos determina, mal que bien, todos los apartados de nuestra existencia.

    Salud y mucha animosidad, porque… ¿Qué más tenemos que perder?.

  13. francisco gomez

     /  29 marzo 2014

    Las manifestaciones del Montoro sobre Caritas son surrealistas y alucinantes.Este gobierno esta compuesto por mediocres al servicio de unos pocos.

    Saludos Paco

  14. Hay un término político que refleja perfectamente lo que está ocurriendo: “idiota útil”.
    El término se acuñó, primero en Grecia y después en la URSS. Actualmente en USA, se utiliza para definir a quien ignora las motivaciones ocultas de los que se aprovechan de él, para favorecer el avance de una causa política que le perjudica y que no apoyaría si estuviese mejor informado o analizase más a fondo los hechos.

    El idiota útil apoya una causa política que le perjudica: Votar al PP por ser el propietario de un taxi, de un pequeño comercio, por tener un abrigo de visón de hace 20 años, o por quitarse de encima a la panda del PSOE, es una muestra evidente de idiotez política.
    Recordemos que en 2011 votaron al PP 10.830.693 votantes. La gran mayoría han sido engañados, al no cumplir el programa electoral; Estafados, al saquear las arcas del estado con sospechosos rescates y otras mamandurrias; Insultados, teniendo que soportar las constantes mentiras y falseo de datos de todo el gobierno y en especial del mentiroso presidente; Despreciados, al arrojarlos rápidamente (sólo dos años) a la pobreza y a los peores ratios económicos de toda Europa; Pisoteados sus derechos, pateando la constitución e imponiendo leyes por decreto ley que nada tienen que ver con el espíritu democrático… Y así podría seguir hasta cansarme.

    Lo increíble es que según las encuestas, la intención de voto al PP se mantiene similar a la de dos años atrás. Siguen siendo idiotas útiles y además convencidos. Las evidencias, los juicios abiertos por corrupción, el nepotismo constante, el indignante descaro de los políticos del PP para mentir, para autoproclamarse los amos absolutos, no los hacen cambiar de opinión, si no, los radicalizan más en su idiotez.

    Cabría preguntarse como se puede informar al que no quiere ver. Qué red neuronal se ha roto en sus cerebros.

A %d blogueros les gusta esto: