Islandia, ejemplo de reacción

Los islandeses siguen dando ejemplar muestra de cordura y dignidad. De libertad. Por segunda vez han rechazado pagar las deudas de sus bancos privados caídos en bancarrota por aplicar la estrategia neoliberal. Les suponía pagar 13.300 euros por cabeza. En la primera ocasión los acreedores –bancos británicos y holandeses que habían apostado en el casino bancario islandés los planes de pensiones de sus ciudadanos- les pedían un interés del 5,5%, ahora lo habían rebajado al 3% y les daban muchos más años para reembolsarlo. Pero los islandeses siguen diciendo no. Tienen la inmensa fortuna de no pertenecer a esta UE que aprisiona a la Europa real, -y cuya apuesta es defender a los bancos y “mercados” por encima de los ciudadanos- y aún pueden rebelarse. Algunas voces sensatas alertan en Islandia de que el inmenso poder fáctico que hoy manda en el mundo –con la connivencia de los gobiernos- no se conformará y dictará represalias. Los acreedores además están dispuestos a llegar a juicio. En ese pulso están.

Hemos tratado de antiguo el tema de Islandia en el blog, desde que apuntaba el problema. Resumo de nuevo hitos de esta odisea:

Islandia es un pequeño país nórdico en el que sus 300.000 ciudadanos gozaban del nivel de desarrollo y civilizada convivencia que suele caracterizar a la zona. Ocupaban el undécimo lugar mundial en PIB per capita y, lo que es mucho más importante, el primero en el Índice de Desarrollo Humano, una clasificación muy rigurosa que establece la ONU, valorando otras variables además de las que hablan, exclusivamente, de resultados macroeconómicos. Islandia era el país donde mejor se vivía del mundo. Y sus ciudadanos, los más felices.

En 1998 le sacudió al mundo desarrollado la fiebre privatizadora. Eran los tiempos de Áznar en España que se apuntó con fruición al empeño descapitalizando al Estado con la venta de las empresas que, privadas, son hoy punteras en beneficios. Islandia culminó la labor de desprenderse de sus 3 bancos públicos en 2003. Los islandeses aumentaron su prosperidad ficticia con la gestión de su banca privada que daba unos créditos y pagaba unos intereses estupendos. Tanto que quebró (2008). No eran realistas.

El problema fue que esos inversores y clientes eran en su mayoría británicos y holandeses. Y querían cobrar. Lo siguen queriendo naturalmente. Así que las autoridades del Reino Unido intentaron aplicar a los islandeses, como medida coercitiva, la legislación antiterrorista nada menos. A los ciudadanos islandeses. No al Banco ICESAVE -la nueva entidad financiera privada-, ni siquiera a las autoridades políticas que propiciaron el fiasco, sino a toda la población de Islandia.

La quiebra de Islandia ya había supuesto a sus ciudadanos que se suspendiera el intercambio internacional. ¿Qué implicaba? que el dinero de los islandeses no valía nada fuera y no podían ni emigrar. Para gestionar la crisis cambiaron de Gobierno y eligieron a la socialdemócrata Jóhanna Sigurdardóttir, de 66 años, exsindicalista y gay. Ahora, también apoya -de alguna manera- la resistencia el presidente de la República, Oláfur Ragnar Grímsson, en el cargo desde 1996, es decir que ha vivido todo el desarrollo de la crisis y resurrección islandesa. Ahora el país ha salido de la recesión, y crece: la última cifra conocida al 1,2%.

   El dilema es serio para los gobernantes islandeses sin embargo. Veo en Euronews que la presidenta contempla con preocupación el juicio al que pueden someter al país los acreedores.  El endeudamiento de sus bancos fue de tal calibre que multiplicaba por tres el PIB de Islandia. No pueden devolverlo. ¿Tienen que hacerlo los ciudadanos? Se niegan. ¿Puede entonces vivir aislado un país que no es autosuficiente como casi ninguno lo es ahora? ¿Hay que entrar en la UE para tener ese soporte? ¿A qué precio? El primero es devolver las deudas.

Por el momento, Islandia enjaula a sus banqueros. Como decía el magistral artículo de El País que permaneció varios días como el más visto del periódico… en España. Casi 160.000 visitas directas contabilizadas. Escrito además con gran brillantez, tenía frases como ésta: “Esto es Islandia, el lugar donde los bancos quiebran y sus directivos pueden ir a la cárcel sin que el cielo se desplome sobre nuestras cabezas; la isla donde apenas medio millar de personas armadas con peligrosas cacerolas pueden derrocar un Gobierno”.

Los medios hoy nos ilustrarán con los “rifirrafes” –que tanto divierten- del PP y el PSOE, pero no nos contarán esto. Ni aclararán la confusión de origen: No son los países los que quiebran, sino los bancos quienes tienen problemas (debidos a sus propios errores que arrastran a las cuentas de los Estados) pero “rescatan” a los países para que paguen los platos rotos sus ciudadanos. Y sin prescindir de intereses porque también el rescate es negocio. “Demasiado grandes para caer” en opinión, por ejemplo, de la UE que ya ha hecho pasar por el aro a Portugal, decretando restricciones durísimas para sus ciudadanos, y obligando a ese eufemismo tan bonito: “un ambicioso plan de privatizaciones”. Vamos, que les van a dejar con una mano delante y otra detrás. ¿Todos los bancos son “demasiado grandes para caer”? Pues va a ser que igual no nos podemos permitir tantos bancos a mantener y con que se vayan al cuerno unos pocos,  tenemos menos bocas que alimentar.

Nuestra excelsa vicepresidenta económica, Elena Salgado, es otra obediente seguidora de los mandatos neoliberales, en detrimento de la sociedad. Hasta feliz se muestra cuando “los jefes” la aprueban.

En resumen: en Islandia la ciudadanía –después de estar con el agua por encima de la cabeza y haber comenzado a ahogarse- ha reaccionado y dicho no. Sus políticos les consultan y no obran en contra de su opinión por el momento. Quienes estamos en la égida de la UE bajamos la cerviz prestos a la estocada. Apasionante saber si Islandia ganará el pulso

Medina. Público

.

Entrada siguiente

36 comentarios

  1. Víctor

     /  10 abril 2011

    En España hoy se ensalza en la prensa los parabienes que recibe el gobierno por sus políticas antisociales del FMI, OCDE, BCE, …y demás entes antidemocráticos. Mientras los islandeses eligen libremente sobre su futuro. Es la diferencia entre una sociedad con mente de siervos y otra de ciudadanos libres.

  2. ¿Por qué un nuevo referéndum si ya votaron hace escasos meses no hacerse cargo de la deuda de la banca privada?
    Ni si quiera esta vez, a pesar de los intentos del gobierno de que triunfara el ‘sí’, han logrado que la población islandesa ceda ante el gran capital y sus continuas amenazas.
    ¡ Bravo! Son la nueva luz que alumbra nuestra responsabilidad como ciudadanos .

  3. Víctor

     /  10 abril 2011

    Volvieron a votar porque cambiaron las condiciones del “rescate”. Es lo propio de un pais democrático.

  4. chifluelmo

     /  10 abril 2011

    Umm estos metieron en la cárcel a su presidente del gobierno….

  5. Rosa María: me ha parecido tan extraordinario este último artículo tuyo y de tal claridad, que lo he copiado en mi blog, clarificando, por supuesto, la autoría. Puedes comprobarlo.
    Te sigo en cada una de tus publicaciones. Pero la falta de tiempo en la mayoría de las ocasiones me impide entrar para hecer mi comentario.
    Te he de decir que, hasta la fecha, coincido plenamente en tus opiniones y denuncias ante las barbaridades, injusticias y falta de solidaridad.

    Mi más cordial enhorabuena.

    Un abrazo.
    Mª Dolores Amorós (http://mariadoloresamoros.blogspot.com)

  6. A la vista de las noticias “oficiales” que dan por hecho que la mayoría de la población islandesa quiere (ahora) ser miembro de la Unión Europea tenemos otro gran chantaje a la vista: o acceptan pagar las deudas de los bancos privados, o no se les permitirá entrar en el club europeo. Pero yo me pregunto ¿Para qué quieren los islandeses e islandesas entrar en la U.E. cuando ya ven que éste es el paraíso de los bancos irresponsables y las políticas que están acabando con las conquistas sociales?
    O mienten como bellacos los que hablan de un deseo inexistente, o tienen que afinar en coherencia los islandeses… con lo bien que están con su libertad de negarse a asumir las irresponsabilidades de sus banqueros, ¿para qué quieren pasar a ser súbditos de los grandes intereses que pusieron en la cancillería alemana a la señora Merkel, y desde allí, regir una Europa neoliberal, desigual, ineficiente, privatizadora, chantajista, ventajista y, al mismo tiempo, mercenaria?

  7. SILVIA

     /  10 abril 2011

    Como muy bien dices,es un verdadero pulso,porque la cosa,no va a quedar así.También tienen préstamos del FMI,y han sufrido sus pertinentes recortes sociales.Ahora empezará la verdadera ofensiva.Espero que lo consigan,y que no vuelvan jamás a la economía de casino. ¿Sería posible hacerlo aquí,?,lo dudo visto el percal,no sólo de los políticos,sino de la sociedad en general,si ni siquiera con un desastre nuclear,estamos dispuestos a prescindir de esa energía mortífera.
    Confío que poco a poco,nos concienciemos para vivir de una manera más justa y más equilibrada.

  8. rosa maría artal

     /  10 abril 2011

    Queridos, he añadido un párrafo que crea todo un dilema. ¿Qué pensáis de ello? Angels sobre todo como economista.

    El dilema es serio para los gobernantes islandeses sin embargo. Veo en Euronews que la presidenta contempla con preocupación el juicio al que pueden someter al país los acreedores. El endeudamiento de sus bancos fue de tal calibre que multiplicaba por tres el PIB de Islandia. No pueden devolverlo. ¿Tienen que hacerlo los ciudadanos? Se niegan. ¿Puede entonces vivir aislado un país que no es autosuficiente como casi ninguno lo es ahora? ¿Hay que entrar en la UE para tener ese soporte? ¿A qué precio? El primero es devolver las deudas.

  9. Pues eso eso, Rosa, ya que preguntas… que sin otra lógica y otros argumentos no hay más que esos: los de la Unión Europea y sus cláusulas del Pacto de Estabilidad y Crecimiento, y sus políticas. Resistirse y reaccionar significa también empezar a crear muchas aldeas galas (coordinadas y solidarias entre sí) que hacen frente a los romanos -con o sin poción mágica-. De lo contrario, los referéndums como el de Islandia darán valentías y alegrones de un día, al estilo de cuando Irlanda votó NO a la Constitución Europea, para acabar rectificando y pagando muy caro que es un país también pequeño, periférico, como Islandia, como Grecia, como Portugal, como….
    Lo que la ciudadanía vota, vale de muy poco. Y creer que porque se ha ganado un referendum en Islandia se va a hacer lo que dicen los islandeses (si se mantiene la propuesta de ingresar en la Unión Europea) es no entender nada. Porque la primera lesionada con la entrada en la U.E. es la democracia. ¿O es que vamos a seguir fingiendo lo contrario?

  10. Eso me gustaría saber a mí. Ojalá Angels pudiera aclararnos un poco más, esa necesidad de querer pertenecer ahora a la UE cuando desde hace mucho tiempo se negaron. Supongo que el chantaje al gobierno democrático de coalicción debe ser de órdago.
    Ya nos dirá algo más Angels…si es un país autosuficiente, la cosa sería comoella dice en un comentario, de incoherencia.

  11. Mi impresión particular es que si Islandia es la UNICA nación en tomar esas valientes decisiones, tarde o temprano se les obligará a recular por la vía de la “violencia comercial”. Su esperanza (y la nuestra, porque nos va mucho en ello, mas de lo que la mayoría se piensa), es que aquí (en Gran Bretaña, en Holanda, …, en España) también la gente se revele, se niegue a pagar de su bolsillo las malversaciones de unos pocos, que exija que la máxima capitalista que ensalza la libre competencia se aplique de verdad (porque somos capitalistas ¿no?) y quien invirtió mal quiebre y pague él mismo sus deudas. Si no reparten los beneficios cuando los tienen ¿por qué las pérdidas?.

    Al fin y al cabo, la experiencia islandesa demuestra que la repercusión para la economía de rescatar el sistema financiero es al menos igual de dramática que dejarlo caer sin mas. Pero esta segunda vía permite incrementar las posibilidades de los ciudadanos de afrontar los nuevos retos de la reconstrucción por la vía democrática de que sus gobiernos no sean rehenes de los “usureros del rescate”, sean éstos la UE, el FMI, o la Santísima Madre Iglesia …

    Para que Islandia no perezca aislada somo nosostros, los ciudadanos, los que tenemos que darles la razón y prestarles apoyo. Nos estaremos ayudando a nosotros mismos.

  12. Entro por primera vez pero no va a ser la última. Ya he añadido en mi blog, en la lista de los que yo sigo, éste. Magnífico post explicando con una claridad que echo de ver en los grandes medios de comunicación, un ejemplo que nos sirve para orientarnos y quizás, ¿por qué no?, para pensar en nuevas ideas o repescar de antiguas.
    Desde luego siempre me ha parecido que tanta dependencia unos de otros es un mal negocio. Lo decía Gandhi, ser autosuficiente, conformándose con lo que uno tiene. Eso sí, se pueden hacer tratos justos.
    ¿Ideal? Los ideales pueden guiarnos; bajar la cerviz sólo nos conduce a un retroceso imparable.

  13. Por cierto, comparto enlace.

  14. “No es más rico el que más tiene, sino el que menos necesita”.
    Lo que han echo los ciudadanos islandeses, es una lección de verdadera democracia, algo que deberían aprender el resto de los europeos. Aguantar, resistir, es preferible a sobrevivir de rodillas bajo las imposiciones del FMI y el Banco Mundial.

  15. Frank Black

     /  10 abril 2011

    Sencillamente genial. Un hurra por el pueblo islandés.

  16. rosa maría artal

     /  10 abril 2011

    El contacto directo a mi email está habilitado para asuntos muy concretos. No,para comentar cosas que deben entrar aquí. Así que aquí tenéis el elegante e informado comentario que firma Lorenzo.

    Vale, no privatices nada, que el estado sea el propietario de todas las empresas y así, por definición, ya habrás conseguido el estado comunista, todos a pasar hambre y miseria. A las pruebas históricamente me remito, que pedazo de país era esa URSS, ahhhh, se me olvidaba, y sin Aznar.
    Que sepas que lo que han hecho los islandeses es precisamente aplicar la filosofía cien por cien liberal, la de que no intervenga el estado en caso de quiebra de empresas y bancos, no como se ha hecho aquí, darles dinero para que refloten. A ver si te instruyes y conoces que es el LIBERALISMO antes de escribir, que mínimo!!!!!

  17. Bueno, yo quisiera saber si dentro del liberalismo se plantean referendums, o sea se consulta a los ciudadanos, sabiendo que va a ser que no. Porque aquí ya no se hacen referendums desde un montón de años.
    (Si la memoria no me traiciona , Franco hizo una consulta popular, no recuerdo acerca de qué)
    Aquí, ni siquiera se celebró un referendum sobre si los ciudadanos del estado español queríamos que nos recortaran los salarios, las pagas extras, se privatizaran las empresas públicas…y se pagara de nuestro bolsillo la “bancarrota” provocada por los especuladores bancarios.
    En Holanda, por ejemplo, no se han recortado salarios.Los precios suben y suben,pero no hay congelación de pensiones.
    Y en Rusia, es curioso, si supiérais cuanta gente quiere volver al comunismo…nada es un paraiso, desde luego. Pero a Chejov hay que leerlo de vez en cuando, y en Rusia durante el comunismo había educación para todos, teatro para todos, cine, literatura…no se tenía que ver aparcacoches luchando por unos céntimos para espectadores de fútbol, ni personas famélicas en la calle con la angustia de salvar su casa.
    A mí me gustaría ver a la gente más contenta y relajada, que bailara más en vez de esta zozobra,congoja, angustia, servilismo, esclavitud, pillería, degradación, sinrazón, malaeducación que asola mi tierra.

  18. Lo mejor que he leido sobre el tema, y acabo de reproducir en mi blog: http://angelsmcastells.nireblog.com/post/2011/04/10/michael-hudson-sobre-islandia
    Os lo recomiendo sinceramente.

  19. Ángels, lo acabo de leer, con tu permiso, lo voy a trasplantar a mi blog.
    Muchas gracias.

  20. rosa maría artal

     /  11 abril 2011

    Una versión de Islandia más. Este pone a parir a sus conciudadanos.

    http://www.elpais.com/articulo/economia/Cubierto/mierda/sangre/ajena/elpepueco/20110411elpepueco_1/Tes

  21. Pacog

     /  11 abril 2011

    El canto del mirlo.
    Sobre las 5 de la mañana comienza su jornada mileurista de 12 horas. A la primera nota aprovecho para explorar con los pies territorios abandonados y helados de la cama. Desperezo las piernas, siento el tibio calor de la persona que me acompaña en el dormir. Y Escucho.
    Poderoso, rítmico y sorprendente a veces, es fiel a su labor y su compromiso. Madruga para defender su nido, y su nidada. Y lo defiende cantando, avisando a los demás que esa zona es terreno fértil y ocupado.
    En pie ya, con el café en mano, me gusta asomarme a la ventana y localizarlo. Nos sabemos, nos conocemos, hace cinco años que nos acompañamos. Allí está en la semipenumbra del follaje del almendro. Oteando el nido, sin señalar su posición., prudentemente alejado del mismo y sin perderlos (a la hembra y al pollo) de vista.
    Y el canto se repite, por horas, horas, toda la amanecida. Solo cesará en las horas de galbana a la que nos gusta abandonarnos los dos. Luego continuará hasta la última luz.
    A mi me gusta leer a esas horas, aprovechando el silencio rumoroso de la casa y sus habitantes.
    Sobre las nueve bajo a por la prensa y a dar un paseo. No se me olvida el puñado de trigo o de aceitunas (con hueso, sin adobo, y, por supuesto, sin anchoas) que, distraídamente, abandono a los pies del cantueso del patio. A la vuelta habrán desaparecido.
    Coexistencia silenciosa, armónica, y reflexiva.
    Y parece, por el tono de los comentarios, que un poco esa es la cuestión. “El dilema es serio para los gobernantes islandeses sin embargo”, se nos dice en la información. Y continua indicándonos, con acierto, que el endeudamiento multiplicaba por tres el PIB de Islandia.
    Bueno, nada excepcional, sólo Japón en deuda pública suma más del 200% del PIB y, en un comentario subido a la entrada https://rosamariaartal.com/2011/04/08/sin-casa-sin-curro-sin-pension-sin-miedo/ ya indiqué que la relación PIB/deuda país de Estados Unidos era de en torno al 400%. ¿Cuál es el problema de un 300% del PIB? Es el de España (deuda-país), por no ir muy lejos.
    Y se nos informa de eso? Con claridad? No a las dos. No se definen y normalizan los datos, generando una notable confusión. En el párrafo anterior, yo, de forma consciente he mezclado deudas diversas por naturaleza y por sujeto.
    Veamos:
    1.- Deuda PUBLICA Japón.- Deuda del Sector público japonés.
    2.- Deuda País USA.- Deuda del conjunto de agentes económicos: Ciudadanos, empresas, entidades financieras, sector público.
    Son peras y manzanas, jugosas y grandes las dos pero no homogéneas.
    Ejemplo recurrente y diabólico:
    1.- Sube el interés de los bonos de deuda portuguesa al 9% (supuesto).
    2.- La subasta de bonos se celebra con un alza hasta el 5%.
    Donde estamos, que nos cuentan?
    Estamos mezclando información del mercado SECUNDARIO de deuda (en el que se negocia entre entidades entre sí y con particulares), con la correspondiente al mercado PRIMARIO de deuda (las subastas de bonos, letras y obligaciones de los bancos centrales).
    Continuará…..

  22. Pacog

     /  11 abril 2011

    Continuando con las pinceladas:

    En el comentario al artículo “sin casa, sin curro, sin pensión, sin miedo”, recogía el listado de los 10 mayores tenedores de deuda USA. Recordar que no aparecía ni la UE, ni ninguno de los integrantes de la unión monetaria.
    Ahora bien, veamos como se concreta esa ausencia.
    En el último trimestre hemos visto todos comentarios de prensa al hilo del interés de China por invertir en deuda pública española. Del siguiente tenor:
    1.-“Encabeza con Francia, Benelux y Alemania la lista de acreedores foráneos, la mayoría bancos centrales
    Casi la mitad de los 459.000 millones que debe el Estado español están en poder de inversores no residentes”
    La mayoría de los comentarios resaltaban el peligro del desembarco chino en España. Nos compran. El que recojo es de los más asépticos.
    2.- Con el caso del fondo soberano noruego, tres de lo mismo. Nos compran.
    Bueno, lo que hacen es comprar deuda pública del Estado español. Cosa ésta que, por cierto no estaría mal que hicieran los propios nacionales. Y al comprar esta deuda pública lo que hacen es, por ejemplo, no comprar otra deuda pública, la de USA por ejemplo. Así podemos entender mejor porque los países unión monetaria no se encuentran entre los mayores tenedores de deuda USA. Y los que compran la deuda de países europeos la encuentran más segura que comprar la deuda USA.
    Sólo con esa lectura que propongo junto con otros eventos parecidos es posible entender la relativa tranquilidad de la deuda española en el primer trimestre del año. Unos están huyendo del otro/Usa y otros no están entrando al otro/Usa.
    No hay derecho al tratamiento informativo/desinformado y desinformador de lo acontecimientos que se produce en los medios españoles.
    Lo anterior está referido a las políticas de defensa macro que al hilo del “Gran juego” se están desarrollando a nivel mundial.
    Supongo que todos conocéis la posibilidad de abrir una cuenta no remunerada en el Banco de España (sin gastos de mantenimiento y administración) dedicada al uso/destino/suscripción de la deuda publica emitida por el banco de España. Uno de los mayores actos de responsabilidad de quien disponga de medios, consiste precisamente en abrir una cuenta y suscribir deuda publica del Estado en el propio Banco de España. Es un acto casi comparable al de dejar un puñado de aceitunas (sin salazón) a los pies del tronco de un cantueso.

    Me doy cuenta ahora que se puede malinterpretar mis dos comentarios como una crítica a lo aportado por RMA. Y, por despejar dudas y dejar claro el sentido:
    1.- Las críticas acervas a los medios de información no están referidas al contenido de este blog, que es personal y de “opinión” de su autora.
    2.- Escribiendo RMA desde la información por ella dispuesta, entiendo que es más cierto, que aportando su mejor información, lo que quiere transmitir es un estado de desazón ante los tiempos que vivimos. Un estado de rebeldía moral, añoranza y temor ante la pérdida del sueño de una sociedad más justa y civilizada.
    3.- Tan es así que, reconocedlo, más de uno al leer sus artículos ha acabado la lectura con ganas de salir a la calle y gritar…. Gritar, hasta enterrarlos en el mar.

  23. zana

     /  11 abril 2011

    Hola personas,
    sobre el comentario que Lorenzo dejó quisiera hacer una pequeña reflexión.
    Cuando había Comunismo la gente se moría de hambre y los supermercados estaban vacíos.
    Ahora, con el liberalismo, la gente se muere de hambre con los supermercados llenos

  24. Un apunte histórico breve. El tal Lorenzo hace referencia (supongo que sin saberlo) a las grandes hambrunas que azotaron la URSS en 1921 y 1932/33. La primera fue por causas climáticas (no achacables, pues, al régimen comunista) y la segunda a un cúmulo de factores en los que sí influyó la política: en plena paranoia estalinista la mayoría de los propietarios agrarios fueron encarcelados y muchos asesinados, lo que unido al irracional sistema de cuotas de producción llevó al desabastecimiento de las regiones periféricas. No obstante, nada de lo anterior es intrínsecamente doctrina comunista, si no mas bien decisiones irresponsables de un dirigente en estado de quasi-enajenación mental. Por lo demás, el régimen comunista no conoció procesos de hambre si no unicamente abastecimiento limitado (las famosas colas ante los mercados). Pero ojo, nunca faltaron los productos de primera necesidad y los menesterosos eran prácticamente desconocidos.

    Curioso es que, no obstante, se obvien los procesos de hambruna que, aunque a menor escala, también asolaron a los EEUU y que aparecen reflejados, por ejemplo, en “Las uvas de la ira” de John Steinbeck, en el que se describe la terrible situación de los pequeños propietarios agrícolas a principios de los 30 a consecuencia de los desmanes capitalistas y liberales. O la existencia perenne de una clase social de excluidos sin acceso de facto a los suministros básicos. Aun hoy es así; basta con pasearse por el Bronx.

    Lorenzo, INFÓRMATE TÚ TAMBIÉN, GUAPO.

  25. Jose Luis Erredosdedos

     /  11 abril 2011

    El neoliberalismo exige, como condicion sine que non, la existencia de bolsas de pobreza. Es este el resultado de propiciar la iniciativa privada a la vez que se limita el papel del Estado.
    Aumentar los impuestos sobre el consumo y dsminuir la presion fiscal sobre las rentas hace caer la demanda a medio plazo.
    con estos ingredientes y alguno mas no cabe esperar otra cosa que una creciente inestabilidad social y economica.
    De todo esto hay muchos culpables, pero no resulta licito echar toda la carga a espaldasde los ciudadanos. Los islandeses piensan asi y lo dicen gracias a que su sistema tiene previsto este tipo de consultas. Aqui ni nos preguntan ni se espera ninguna respuesta. Asi nos va, y lo que queda.

  26. Shy Girl

     /  12 abril 2011

    Buenas noches. Llevo algún tiempo siguiendo el blog, y si me atrevo a escribir aquí, es porque sé que es uno de los pocos sitios en Internet donde no me correrán a gorrazos por mis opiniones políticas (hace tiempo que decidí no debatir sobre política en ningún foro español. Ni siquiera me molesto en leer los comentarios. No es cuestión de agravar mis problemas de ansiedad).

    Desde hace unas semanas, se oyen críticas a la idealización de la “Revolución Islandesa”. Es curioso: casi toda la información que recibimos de los islandeses, procede de blogs escritos por españoles que residen o viajan por los países nórdicos. Los medios no han dicho ninguna palabra de lo que ha ocurrido allí, salvo estas últimas semanas, cuando ese segundo referéndum parecía cuestionar lo logrado por el anterior. Al parecer, ni esa nueva Constitución se va a elaborar mediante una democracia más directa, ni es seguro que todos los responsables del desastre vayan a la cárcel. Todavía quedan bastantes posibilidades de que sean los ciudadanos los que paguen los platos rotos al final; y me temo que en el ánimo de los islandeses hay más desesperación que esperanza en estos momentos.

    Sin embargo, muchos europeos ven con envidia la situación de los islandeses, ya que a ellos, por lo menos, les han preguntado. El mero hecho de que el gobierno islandés se haya dignado a someter esa cuestión a referéndum, es toda una revolución. Es algo insólito.

    En mi casa, suenan las noticias de la SER en el despertador. Hace unos meses, en el programa de Carles Francino, se comentó la noticia de que el gobierno inglés había abierto una web, para que los ciudadanos votasen las áreas en las que prefirieran aplicar con prioridad los recortes sociales. Algo bastante modesto, al lado del referéndum de Islandia; y que, además, no tenía nada de vinculante. Pues bien: la inmensa mayoría de los comentaristas (estoy hablando de la SER, una cadena conocida como “de izquierdas”, aliada con el PSOE) tacharon de blando al gobierno inglés, asegurando que esas reformas eran inevitables, que los imperativos económicos eran independientes de la voluntad del pueblo. Y todo ello en un tono que podríamos llamar de “autoritarismo paternalista”: del tipo “gobernar es tener el coraje de imponer medidas necesarias, aunque sean impopulares”, y tal…

    Si los medios supuestamente “de izquierdas”, los portavoces de un gobierno “socialista”, piensan así… ¿Qué no difundirán los demás?

    ¿Se ofrece alguna alternativa ? Hace dos semanas, en TVE se anunciaba a bombo y platillo un reportaje sobre el caso alemán, ensalzando a Alemania como el modelo a seguir para salir de la crisis. ¿Es Alemania el único modelo? ¿Por qué no se ha dicho ninguna palabra sobre Islandia, que también está comenzando a salir de la crisis, en todo este tiempo? ¿Por qué hemos tenido que ir a informarnos en blogs de particulares que viven por allí? Puede que el modelo islandés no sea aplicable directamente a España, por eso de tratarse de un país pequeñito, fuera de la UE, que puede controlar su política monetaria. Pero, ¿lo es también el alemán? En Alemania, las condiciones laborales son más flexibles, se han recortado gastos sociales; pero al menos los trabajadores están mejor representados en las empresas. Aquí queremos traernos los sacrificios del modelo alemán, pero sin ninguna de sus contrapartidas.

    El problema de Islandia, es que la decisión de los islandeses es plenamente legítima y comprensible desde el punto de vista abstracto de la justicia (no tienen por qué pagar por un delito que han cometido otros); pero puede plantear consecuencias bastante difíciles desde el punto de vista práctico de la política. Ya hemos visto que los ingleses estuvieron dispuestos a presionar sobre el gobierno islandés, tratando a sus emigrantes como terroristas; ¡por una deuda que ellos no habían provocado!. Hoy día, si un Estado saca un pie del tiesto, le espera el aislamiento económico, y la hostilidad internacional; y muy pocos países resisten a eso. Las miserias que arrastra Haití se deben en buena parte a un aislamiento internacional histórico, a deudas aberrantes (especialmente, si tenemos en cuenta cuál fue su origen), y a invasiones militares para asegurar el pago de esas deudas… aunque eso es otra historia. Por otra parte, un referéndum no deja de ser una “concesión” que depende del Gobierno. Si ese Gobierno considera que la reforma es inevitable, nada le obliga a volver a consultárselo al pueblo.

  27. A mí todo me parece muy bien. O muy mal. Depende. Pero esto tipo de canciones antiglobalización huelen un poco. Son la nueva cantinela de los cachorros neocomunistas. Suena todo muy bonito, pero uno ya es perro viejo. ¿Responsabilidad de los ciudadanos en la gestión de los grandes bancos? Así, a primera vista, no existe. Desde el punto de vista legal, toda la responsabilidad es de sus directivos… y de sus accionistas en último extremo. Así que no es una cuestión cristianoide de quién tiene la culpa y quién deja de tenerla. Es de que si se deja que los bancos se hundan, no se hunde un señor con barriga y puro. Se hunde la economía de todos los que tuvieran cuentas y patrimonio ingresados en ese bancos. Por ejemplo, la de cualquiera de los que escriben. Así que dejémonos de ese mix siniestro de moral cristianita y actitudes neocomunistas. De todos modos, el mundo cambia tan rápido que ya no sabe uno qué pensar. El último conferenciante antiglobalización que escuché proponía una política de decrecimiento económico para potenciar la economía de los países del Tercer Mundo. Lo hizo en la Complutense unos pocos meses antes de que estallara la crisis en España y se produjera el decrecimiento por oeufs.

  28. La irrevocabilidad del orden establecido?

    Ministros, diputados, consejeros, altos funcionarios, banqueros, consejos de dirección, directivas, gerencias….etc. Si no fuese por el orden establecido no disfrutarían ni el 1% de retribución por sus aptitudes, por tanto, tienen que ser firmes creyentes en su irrevocabilidad y defensa del mismo.

    Mileuristas en descenso permanente, en miedo exponencialmente creciente ¿Qué provecho sacan de este orden existente? ¿Es verdad que el caos, la anarquía, no se instauran porque el orden existente lo impide? ¿O existen precisamente por este orden?

    Bien, salvemos todo lo que tengamos que salvar. Pero cambiemos a posteriori las reglas del juego, la norma ¿verdad? !Pero no seguimos igual¡ porque no se puede contravenir el orden existente ¿verdad? ¿o lo que no se puede contravenir es a aquellos que lo disfrutan y viven en medio de lujos exacerbados?

    Que cansinamente repetimos la historia.

  29. Roedor, si tiene que colapsar la economía, que colapse, pero que decidan los ciudadanos. ¿No estamos en una democracia, o sólo es ya pura formalidad? Al día siguiente, coge las riendas de tu vida, responsabilízate, organízate y COOPERA.

  30. Shy Girl

     /  12 abril 2011

    Por desgracia, es cierto ese chantaje: cuando un banco quiebra, las principales víctimas son las familias que depositaron sus ahorros en él, y que pierden toda esperanza de recuperarlos. Sin embargo, ¿Quién fue el responsable? ¿Los que jugaron a levantar castillos en el aire con sus ahorros, o las personas que tuvieron la suerte de residir en el mismo país donde el banco en cuestión tiene su sede central (y que están igualmente arruinados por otros bancos)?

    No me convencen las teorías conspiratorias; no creo que allá por los años 50, un grupo de señores orondos, con frac y puro en mano, se reunieran para diseñar un plan con el que arruinar países enteros, eliminar el Estado del Bienestar, y poner a los gobiernos a sus pies. Supongo que, cuando los historiadores intenten explicar las causas de todo este descalabro, la responsabilidad estará repartida. Habrá que distinguir entre los que actuaban a sabiendas de lo que se podía avecinar, buscando beneficios de ello; y los que simplemente se dejaron llevar por la posibilidad de enriquecimiento rápido, sin ver más allá. Es cierto que enviar a la cárcel a los responsables más concretos, no ayudará en nada a que millones de familias recuperen esos ahorros disueltos en la nada. Sin embargo, al menos todo esto se tendría que haber aprendido una lección. Si queremos evitar que se repita esta situación, hay que contener la locura especulativa (manda h…, que tengamos que volver a aprenderlo otra vez, después de lo que ocurrió en el 29), no se puede apoyar el crecimiento económico de un país en burbujas de aire… Pero, ¿Hay alguna esperanza de que toda esta experiencia y sufrimiento hayan servido para algo?¿De que se apliquen esas enseñanzas?

    La mayoría de los europeos se sienten impotentes o desesperados, porque saben que el poder político, ejercido por los Estados nacionales, no puede hacer nada frente a un poder económico globalizado. Piensan que, después de esta crisis, se volverá a lo mismo; y que la siguiente crisis, se pagará con las migajas del Estado social que deje la actual. No entienden que Gobiernos de todos los colores subordinen sus principios a “tranquilizar a los mercados”, como si fueran niños temerosos de los matones del barrio, o alumnos que tienen que demostrar a sus maestros lo aplicados y obedientes que son.

  31. Travis, no me apetece cooperar con gente como tú. No siento la necesidad de organizarme tal y como tu lo entiendes. No creo en conjuros ni en frases mágicas como ‘seamos solidarios’, ‘organizate y coopera’, ‘que los ciudadanos decidan’, etc. Me parecen engañabobos. Moralina para cristianitos reciclados. Y mucho menos en eso de que ‘si la economía colapsa que colapse’. ¿A ti no te importa? ¿A que va a resultar que eres funcionario?

  32. http://nelygarcia.wordpress.com. Aunque es muy difícil cambiar el orden establecido, cuando un pueblo toma la iniciativa, solo puedo alegrarme.

  1. De Portugal a Islandia: ¿crisis?, ¿qué crisis? | ddg
  2. Islandia, ejemplo de reacción « Juntoshacemosmas
A %d blogueros les gusta esto: