Gallardón desafía a la OMS y legisla contra las mujeres

Es tal la indignación, inquietud y tristeza que me han producido los nuevos atropellos del Partido Popular que he preferido no escribir. Capaces los miembros de este partido y este gobierno de hacer aflorar los peores instintos del ser humano por su infinita maldad, conviene más la reflexión y el sosiego para buscar soluciones positivas que pongan freno a tanto descalabro que puede llegar a un hundir a una sociedad completa. Una persona no puede degradarse ni siquiera para ponerse a su nivel.

Como el artículo de Ángels Martínez Castells me ha encantado y refleja lo que pienso, lo incluyo en sus partes fundamentales y lo enlazo para que lo leáis completo. Solo una salvedad: en mi opinión son todos los miembros del gobierno los coautores de estas leyes y esta involución. En la rueda de prensa del Consejo de Ministros Carlos E. Cue de El País preguntó a la vicepresidenta si se sentía cómoda con esta ley del Aborto y dijo que sí. No hay que olvidar que esta señora se fue a trabajar como segunda de Rajoy nada más parir. Que buena es la conciliación laboral y el papel activo de la mujer y otra cosa es eso.  Indican formas de ser. De todos ellos, si no alguno dimitiría.  Todos los miembros del Partido Popular, pues, nos recuerdan lo peor de nuestra historia, ese siniestro medioevo al que nos quieren devolver.

inquisición

Tiempo ya para Ángels… Aquí el texto completo.

Nos han transportado, sin quererlo, a tiempos de Cruzadas contra infieles, a una Edad Media que se cree especialmente fría porque las supersticiones y los prejuicios no dejaban alumbrar ni la ciencia ni la razón. Nos quieren persuadir que la vida es cruel, porque es manifiesta la crueldad de quienes nos gobiernan. Los ministros del PP, con Gallardón en cabeza y Rajoy sin identificar por Bruselas, se mostraron ayer de nuevo insensibles a los incrementos de enfermedades mentales, a la menor esperanza de vida registrada, a las mayores tasas de suicidio, y fueron con saña a por las mujeres embarazadas que reclaman el derecho a su propio cuerpo: fingiendo horror por lo que dicen es sacrilegio (en quienes no son sus hijas ni pertenecen a su familia), guiñan un ojo a su electorado más reaccionario mientras escupen sobre las mujeres. En un gesto especialmente cruel porque es gratuito, Gallardón promueve una ley machista, clasista y que en si misma es violencia de género. Una ley, además, que atenta contra la salud pública.

Publico nos recuerda que según advertencias hechas por la Organización Mundial de la Salud, el aborto inseguro es una de las cuatro causas principales de mortalidad y morbilidad materna. En la guía para “Aborto sin riesgos” podemos leer:

“Las causas de las muertes maternas son múltiples. Las mujeres mueren como consecuencia de complicaciones del trabajo de parto y del parto que no son reconocidas o que son tratadas inadecuadamente. Mueren de enfermedades tal como la malaria, que se agravan durante el embarazo. Mueren porque algunas complicaciones se desarrollan en etapas tempranas del embarazo, a veces aun antes de que la mujer se entere de su embarazo, como por ejemplo en el caso de un embarazo ectópico, y mueren porque buscan interrumpir embarazos no deseados, pero carecen de acceso a los servicios apropiados. (…) A pesar del notable aumento de uso de anticoncepción en las últimas tres décadas, se estima que 40-50 millones de abortos ocurren anualmente, cerca de la mitad en circunstancias inseguras. Globalmente, alrededor del 13% de todas las muertes maternas se deben a complicaciones de abortos inseguros.” Y más adelante añade:“Casi todas las muertes por el aborto inseguro ocurren en países donde el aborto está rigurosamente prohibido por la ley. Cada año, aproximadamente 47.000 mujeres mueren debido a complicaciones del aborto inseguro”

Pues bien, Alberto Ruiz-Gallardón, el ministro de Justicia de este Gobierno que ya se ha convertido en una camarilla indeseable de sospechosos habituales, hace caso omiso de las recomendaciones de la OMS. ¿Por qué debería ser más respetuoso con la salud publica que su compañera de Gabinete, Ana Mato, alias “la ciega del Jaguar”? Ambos se han dejado envolver en los cantos gregorianos de la Conferencia Episcopal y los Foros de los No-dos para restringir la ley del aborto a términos que devuelven a las mujeres a hace más de 30 años. Y aunque ya sé que la responsabilidad fóbica es de Gallardón que en versión desplegable es un meapilas misógino, no puedo por menos que considerar a Ana Mato (que a fin de cuentas cobra por hacer ver que ejerce de Ministra de Sanidad) su cómplice necesaria.

Puede que Gallardón aún se arrepienta de haber incluido el supuesto de violación, (hasta las 12 semanas de gestación), puesto que ya algún cafre ordenado afirma que no se puede concebir si la violación no es consentida, pero bien que se ha ocupado de inventar obstáculos para el supuesto de riesgo de salud física o psicológica de la madre, donde se incluye la malformación fetal siempre y cuando el embrión sea inviable y ello pueda suponer trastornos psicológicos para la gestante. Y todo ello con “consentimiento informado” y permiso paterno si se trata de una menor, y con la opinión de dos equipos médicos diferentes de los que (si se supera la carrera de obstáculos al ejercicio de los derechos de las mujeres) lleguen a practicar la interrupción del embarazo (de preferencia, en la sanidad privada).

(…)

La OMS alerta sobre todas las tácticas dilatorias cuando una mujer ha decidido abortar (pero Gallardón se inventa multiplicar los informes dilatorios previos). La OMS reconoce que no es saludable para la mujer, en muchos casos, tener que pasar por la verguenza de reconocer que ha sido violada para poder abortar. Pero Gallardón insiste en humillarla para demostrarlo. Y Gallardón y Mato saben perfectamente que obligan a llevar a término el embarazo de un feto con malformaciones que después será abandonado a su suerte, sin ninguna atención especial por parte de las autoridades incompetentes.

Vuelven los tiempos de los abortos clandestinos, de los viajes al extranjero (si se puede) para abortar, de que la sensación de pecado y culpa impida vivir, amar, sonreír y sentirse libres. Este Gobierno del PP no nos condena sólo a la precariedad laboral, a contar cada céntimo de euro, a escoger entre comer o medicarnos, a andar por las casas (si aún pueden pagarse) casi a oscuras y ateridas de frío… este Gobierno del PP quiere acabar con nuestrros derechos, nuestra dignidad y que nos podamos despertar cada mañana con una sonrisa. Si ellos no disfrutan de la vida (basta ver la cara de Fernández Díaz o de Soraya Sáez de Santamaría para entenderlo) nadie pueda sentirse feliz por estar vivo. Y en esta cacería a la felicidad, como siempre, los niños y las mujeres, primero.

Gallardón tiene que ser consciente que ni las mujeres (ya muy al límite) ni la ciudadanía responsable, aceptarán esa contrarreforma del aborto. Como gritaban ayer por las calles de toda España: “Recuerda que somos las nietas de las brujas que nunca pudiste quemar”.

Anuncios

12 comentarios

  1. Patricio

     /  21 diciembre 2013

    Patricio.
    ¡Excelente artículo Rosa!. ¡Y excelente también Angels Castells!.
    Estos señores-as que nos mal-gobiernan intentan , bajo el manto divino de la Conferencia Episcopal ,controlar y mangonear a todas las mujeres de este País.Y así vosotras sumisas , recatadas y sin poder rechistar no teneis derecho a NADA ya que no podeis usar vuestro cuerpo ni vuestra mente como os venga en gana .(Para eso ya está el señor Rouco y sus inquisidores dando lecciones de moral católica).
    Yo por lo pronto me voy a pedir la nacionalidad a marte.

  2. Juan José Tornés

     /  21 diciembre 2013

    Este individuo me merece el mismo respeto que rouco varela (con minuscúlas), ayer en tu muro de Facebook te utilizo Luis Cogull Gomila, t este otro os está utilizando a todas, y sigo con mi idea. Hasta que no cojamos una reco….. esto no se soluciona.

  3. extremanyo

     /  21 diciembre 2013

    Comparto tu tristeza y tu indignación, Rosa, al igual que debiéramos compartirla la mayoría de los ciudadanos, incluso muchos votantes del PP. Esta vuelta al neofranquismo y al nacionalcatolicismo, en sus facetas más oscuras, despóticas y crueles, debiera hacer saltar todas las alarmas que quedaron instaladas en el subconsciente colectivo cuando se vivieron aquellas duras épocas de la dictadura. La tan maltrecha memoria histórica. La Iglesia católica más oscurantista y represora aliada con los atavismos más ultramontanos de nuestra Celtiberia del “vivan las caenas”. La gran tristeza de la España de charanga y pandereta que no mira para no cegarse la otra España posible, la de las auténticas libertades, la del trabajo dignificante, la de la alegría de vivir. ¿Y por el error y la ceguera de aquellos votantes que no se reconocen todavía engañados, estafados, mentidos por quienes les prometieron tantos oropeles hemos de seguir sojuzgados hasta nuevas elecciones? ¿Para cuando ocupar las calles, arrojar a estos inmorales, corruptos e ineficaces (salvo para sus intereses y para los de sus amos) actuales amos del cortijo? ¡Democracia auténtica YA!

  4. enrique

     /  21 diciembre 2013

    A riesgo de que me tachen de simplista, y muy posiblemente equivocado, creo que todo se reduce a que nos gobierna una banda de mafiosos a los cuales el único propósito que les mueve es esquilmar las ya muy escuálidas arcas. Todo lo demás son maniobras de distracción para el vulgo: la ley del aborto, además de pagar cuentas prometidas con los pederastas de la sotana por su inestimable apoyo para hacerse con el poder…. doble objetivo, pero: MANIOBRA DE DISTRACCIÓN. Estamos hablando de gente, y los correos de Blesa nos lo están demostrando, que se ha enriquecido con el dinero de todos; ahora que se les acabaron los chanchullos inmobiliarios y de recalificaciones han de mantener su tren de vida y que les queda? privatizar todos los servicios públicos que se está demostrando que nos cuestan más al ser privatizados, aunque sean prioritarios para la ciudadanía como algo tan fundamental como la sanidad o la enseñanza, subir las tarifas eléctricas aunque arruinen familias y empresas asegurándose una jubilación dorada en esas compañías… etc. etc.
    Y que es lo que necesitan? : cortinas de humo o MANIOBRAS DE DISTRACCIÓN. Ministros provocadores como Mato, Gallardón, Montoro, Wert, Báñez, etc. que sueltan de vez en cuando leyes agresivas para cualquier democracia además de perlas dialécticas que ponen a prueba nuestra capacidad de aguante pero cuyo principal objetivo es que sirvan de MANIOBRAS DE DISTRACCIÓN.
    Yo me he hecho este planteamiento a priori y lo entiendo mejor.
    Saludos a tod@s y aprovechad estos días como pretexto para abrazar a la gente que tenéis cerca y sabéis que os quiere.

  5. german

     /  21 diciembre 2013

    Volvemos a los tiempos de la Inquisición, a la Edad Media más oscurantista y tenebrosa, a vivir en la incertidumbre diaria de si mañana podrá haber pan en nuestra mesa o no, a la miseria espantosa y atroz que trae el hambre, la enfermedad y la muerte prematura. Y no pararán hasta que vuelvan las quemas en la hoguera de los herejes modernos y la peste bubónica vuelva a resucitar en la colectividad. Esto parece exagerado, pero si no frenamos a esta gente de alguna manera el camino que tienden a seguir es ese.

  6. Estupor produce ver los hachazos, por muy anunciados que sean, que la otra España infringe a los derechos de los ciudadanos… Muy certero este artículo, Rosa; como todos los tuyos!

  7. Miguel

     /  22 diciembre 2013

    Claro artículo, elocuente el dibujo y genial la última frase de las brujas. Qué más decir sobre el tema…si acaso redondearlo con el video que adjunto sobre la manifestación del viernes en contra del aborto. Les recomiendo que lo vean… y Uds. juzguen…
    Malos tiempos estos que nos va a tocar vivir, si no se remedian…
    http://canarias-semanal.org/not/11467/youtube__brutales_escenas_de_represion_policial_contra_mujeres_que_protestaban_contra_ley_antiaborto_de_gallardon___video__/
    Saludos

  8. Diógenes

     /  22 diciembre 2013

    Hola Rosa y resto,
    me conecto un momento… me gusta el fondo del artículo, pero no comparto (no pasa nada por ello) la explicación de uno de los motivos de la situación “…Capaces los miembros de este partido y este gobierno de hacer aflorar los peores instintos del ser humano por su infinita maldad…”, la culpa es nuestra, de todos, por perpetuar esta farsa y llamarla democracia. Lo mismo pueden hacer los miembros del ejecutivo que sea, dan igual sus siglas, mientras tengamos mentalidad de siervo y demos poderes plenipotenciarios a un partido que ponga de hombres de paja a quienes quieran durante 4 años, sin que podamos opinar…. lo de las mayorías es lo de menos… peor aún los consensos contra natura en mor de la “gobernabilidad”… o rompemos la baraje de forma ordenada, o saltará de cualquier manera, a su favor… y ahí sí que aflorarán de nuevo los más bajos instintos del ¿ser humano?… los nacidos de la desesperación y necesidad… mientras loas amos se lavan las manos, en funci´n del resultado decidirán el nuevo decorado y nos convencerán una vez más de que no podemos andar sin sólos, sin ruedines y castigos jajaja

    Salud y acracia!

  9. Reblogueó esto en El Día a Diarioy comentado:
    Al igual que le sucede a Rosa María, imposible escribir con un nivel de idignación tan elevado. Me convertiría en ellos.

  10. francisco gomez

     /  23 diciembre 2013

    Alguien sinceramente esperaba que Gallardin no fuera lo que es.
    Alguien esperaba que el PP no sacara las patitas de su ideario nacionalcatólico
    Alguien esperaba que la derecha española fuera como la europea
    Alguien esperaba que el PP no legislara para el gran capital
    Alguien esperaba algo positivo para la mayoría del pueblo español de personajes tan mediocres como rajoy,mato,wert,montoro,pons y cia
    Todo era previsible pues la derecha en este país siempre,siempre ha trabajado para el gran capital y ahora además se añade una prensa vendida y miserable que la tienen cautiva por el tema económico y que se dedica a despistar,mentir y engañar.Están atemorizando con leyes y con anuncios catastrófistas donde aparecen ellos como los salvadores de los supuestos desmanes de otros y donde la izquierda es el demonio y además tienen el apoyo en muchos casos de una clase política que se ha alejado completamente de los intereses de la mayoría.

    SI SE PUEDE Y SE DEBE

    Saludos Paco

  11. Dice el diccionario de la RAE que “hijo de puta” es un insulto utilizado para calificar a alguien como “mala persona”. No parece, pues, tan desafortunado utilizar la citada expresión para calificar a aquellos que se empeñan, día tras día, en hacernos comprender que tenemos el IV Reich en casa sin necesidad de ir a buscarlo por ahí.

    Mala leche es lo que me produce, mucha mala leche y ansias de soltar un par de mamporros a más de uno (preferiblemente con la mano abierta).

  12. ………….. mamporros como estos, por ejemplo.

A %d blogueros les gusta esto: