¿El libro? Ah ¿pero no era la firma?

San Jordi. Librería en Barcelona. Firman entre otros Ignacio Ramonet y autores de su altura intelectual. En un determinado momento entra también en las mesas Mario Vaquerizo con su afamado libro “Haciendo majaradas, diciendo tonterías”, uno de los más vendidos. Me cuentan que la avalancha de admiradores de Mario ha roto todas las barreras de seguridad al punto que el resto de los autores han optado por marcharse bajo el temor de perecer sepultados. Ramonet que reside en París ha preguntado quién era el escritor. Se lo han contado. Seguro que la anécdota enriquece uno de sus próximos libros. Él ha plasmado páginas memorables sobre cómo manipula y embrutece el poder mediático.

Muchos títulos, muchos autores, y mucha afluencia sin embargo. Todavía hay personas que buscan libros. Pero no es la única referencia del éxito arrollador en San Jordi para autores por el hecho de “salir por la tele”.

Conversaciones en Internet me han confirmado lo que intuía y no quería racionalizar: hay que escribir “por amor al arte”. Lo mismo que cualquier expresión cultural. Han llegado a decirme que uno siempre busca un “lucro” escribiendo aunque no sea económico. Y encima quiere uno siquiera resarcirse mínimamente de los gastos o del esfuerzo. ¡Qué desfachatez!

Tienen razón los que dicen que solo se paga lo que se valora. Al menos en este terreno, pronto podría llegar a todos, hasta a los sentimientos que parece ser por el momento –y salvo excepciones que también buscan un buen negocio- lo único que se libra. Y lo que se valora es “ser famoso” y “salir por la tele”. Puede uno “salir por tele” pelando patatas o dando brincos, lo importante es que esté en la pantalla. De hecho prima más la aparición en una actividad frívola que razonando –que en algún caso también se da-. Es de dudar, incluso, si la lectura que interesa es el texto o solo la firma y la dedicatoria.

¿Quién creará entonces cultura? Escribir –como otras actividades- también cansa, es un trabajo entendido éste como esfuerzo. ¿Quién se arriesgará a publicar para perder la inversión? ¿Hay que publicar también por “amor al arte”? ¿En meritorias editoriales que no alcanza difusión? ¿En Internet como hacemos en los blogs… para una audiencia similar a la de los blogs? ¿Y qué “amor al arte?  ¿El “amor al arte” de las estrellas de la tele que aprovechan el tirón y sacan un libro? Y muchos, muchísimos, hay que vender y desde luego nunca en un libro colectivo para que compense si es rentabilidad económica lo que se busca. Un libro cuesta lo que un menú barato diario, y digital como un pincho de tortilla. Cuesta, “vale” mucho más. Realmente el trabajo desmantelador de la cultura y la educación emprendido por el PP lo tiene ya ganado, queda poco que conservar. Levantar el estado actual de una buena parte de los españoles sí exigiría cultura subvencionada, para inyectar en vena. El venidero será ya irremediable.

Viniendo ahora hacia casa escuchaba en la radio (de alguna manera este artículo es continuación del anterior) a un empleado –no un oyente- comentar la festividad del día. Ha hablado de El Quijote, ese símbolo tan español del desfacedor de entuertos al que anulan tildándolo de loco. No era eso lo que había escuchado el comentarista. Se ha acercado al soliloquio de la razón –por cierto la figura literaria se llama políptoton- y lo ha leído:

“La razón de la sinrazón que a mi razón se hace, de tal manera mi razón enflaquece, que con razón me quejo de la vuestra hermosura”.

Ha convenido que no entendía nada y que no es de extrañar que al Quijote lo llamaran loco. Con lo clarito que hablan Cristiano Ronaldo y Mourinho. Sí, el sueño de la… sinrazón produce monstruos. Y ésta es la ciudadanía a la que están robando su presente y su mañana. ¿Tanto cuesta utilizar la cabeza para algo más que para peinarse?

Entiéndase -para los no habituales del blog que me conocéis- que quien escribe  “salió en tele” precisamente durante muchos años y que puede escribir hasta de erotismo o de recetas de cocina. Tampoco me quejo en absoluto de la difusión de mis últimos libros. No es un lamento personal por tanto. La crítica amarga es por el estado de idiocia al que ha llegado la sociedad. Dolor por el inmenso daño que causan a la ciudadanía en su conjunto.

Anuncios
Entrada anterior

23 comentarios

  1. Rosa, la Ordinariez (hay que decirlo así) de la sociedad española hoy día del libro se hace más visible, y no porque NO consuma libros, sino por los libro que mayoritariamente consume.Y es , como dices, la “literaruta” prolongación de los programas que consume que también en la televisión. En definitiva, la única fuente de “cultura” de la que “bebe” (o abreva) es la televisión.Esa que taaaanto está contribuyendo Cebadero nacional. Lo veo muy complicado de salir de esto, pero no imposible. Pero ¿cómo?

  2. Aún estando de acuerdo con todo lo que dices, tengo que romper una lanza en favor de Mario Vaquerizo. Lo suyo es la transgresión a través de la estética -tanto que le ha costado la cabeza como contertulio en la COPE-. Vale, sí, no es Brecht en el III Reich pero ahí está el hecho y no es cosa de regateárselo.
    Peor, por ejemplo, es que Planeta imponga su canón sobre cómo debemos recordar el Franquismo: casi como un cuento de hadas en el que, algún que otro susto aparte, se vivía en medio de una “extraordinaria placidez”, que es lo que se saca en conclusión de “La sombra del viento” o poco más.
    Editoriales como esas han impuesto una verdadera tiranía sobre lo que se puede publicar y lo que no y, en el mejor estilo orwelliano,”controlan el pasado para controlar el presente”. Eso, palabra de historiador, es mucho peor, miucho más corrosivo para la democracia en este país, que las gamberradas punkrockers de Mario Vaquerizo.
    Es mi opinión, claro está. Un saludo.

  3. Dudo mucho que ese analfabeto cultural sea capaz de escribir nada. Este es un tipo listo que lleva aprovechándose de la radicalidad desde hace años. Nunca le he oído cantar en directo, pero si lo hace como su mujer sigo sin entender que tenga seguidores. A no ser claro el efecto Belen Esteban: cuanto más analfabeto, más ignorante y más simple se puede llegar más lejos porque no deja de ser el sueño de la mitad de los españoles: tener dinero sin tener que hacer nada a cambio.

    Salud y espero no haberme pasado, pero es lo que siento.
    http://celeming.wordpress.com

  4. Hola Rosa, yo a Ramonet lo aprecio y admiro como escritor y periodista comprometido, el otro fulano no se ni quien es, pero me puedo hacer una ligera idea… (Cualquier capullo que salga en TV, tiene a las editoriales, las discográficas o lo que sea, dispuestas para hacer negocio).
    A mi me apena que todo se banalice, que absolutamente todo se mercantilice en esta decadente sociedad que nos imponen para beneficio de unos pocos bolsillos, y en detrimento de la cultura, el arte, la ciencia, y hasta la subsistencia de la especie humana.
    Si me permites un pequeño apunte, por lo general y en un altísimo porcentaje, el que es idiota quiere ser idiota. Es más cómodo ser borrego complaciente que salmón a contra corriente.
    (No pude ver las imágenes de este post).
    Ya que estoy por aquí, aprovecho para recomendar una interesantísima y breve lectura:
    En estos tiempos de gentes dignas, indignadas con los indignos:
    “Marcos la dignidad rebelde. (Conversaciones con Ignacio Ramonet)”.

    Un abrazo Rosa!!!
    http://15mikel.blogspot.com.es/

  5. Si es cierto… estoy de acuerdo con Mikel, entre más años cumplo me doy cuenta de que los estupidos son asi porque quieren. Moraleja, cada día pierdo menos el tiempo con ellos.

    A mi en la vida me mueve la necesidad, la necesidad de no ser idiota, borrega o soez, entre otras cosas, cuando tienes necesidad buscas alternativas, otros enfoques, pasas de ser reactiva a pro-activa. Pasas de ser victima y descubres la ponderacion, como me gusta esta palabra me hace vibrar.

    Los pasivos y los reactivos aprenden por dolor, es decir con un buen ostion.. eso de pensar, relacionar y sacar conclusiones no va con ellos… luego se echan las manos a la cabeza. Otro grupo somos las moscas cojoneras proactivas (yo pertenezco a esa especie).

    También me doy cuenta con los años que debe ser algo genetico, porque siendo una enana ya me preguntaba porque el mundo era como es. En fin morire con el consuelo de no ser la única de esta especie y por desgracia como vamos todos en el mismo coche el ostion va a ser para todos, aunque muchos seamos de los que gritamos al conductor que frene ¡¡¡¡¡ que nos la damos¡¡¡¡

    Me consuelo en pensar que por lo menos no morire idiota y sabre el porque vivimos esta locura, que para mi es obra de LA INGENIERIA SOCIAL más perversa.

    Un saludo a tod@s.

  6. Una pincelada mas:

    Propaganda como ingeniería social

    El desarrollo de la propaganda como método de control de la opinión o mente publica -y subsecuente asociación de ambos conceptos- se origina en el trabajo de Edward Bernays, quien sentía que el buen juicio democrático del público “no era confiable” así que “deben ser guiados desde arriba”.8 Bernays introduce el concepto de ‘engineering of consent’ – ingenierear consenso-9 y lo define como el arte de manipular a las personas, específicamente, el público norte-americano, quienes son descritos como “fundamentalmente irracionales.. que no son confiables”. Bernays mantenía que la totalidad de la población, es indisciplinada o carece de principios morales o capacidad intelectual y son vulnerables a influencias inconscientes y por lo tanto susceptibles a desear cosas que no necesitan, lo que se logra a través de ligar esas ideas y productos que están siendo promovidas a deseos subconscientes.10

    Fundamental para el desarrollo de esas posibilidad fue el trabajo de Alex Carey. Carey diferenció entre publicidad -que es la promoción de artículos o servicios- y relaciones públicas, que es la promoción de los intereses corporativos ya sea de una empresa o las empresas en general. Las relaciones públicas a su vez son divididas en “internas” -aquellas dirigidas a los empleados de la empresa- y “externas”, que a su vez se dividen en las dirigidas al público en general y aquellas dirigidas a los formadores de opinión, académicos, líderes políticos o sociales, etc.11

    Consecuentemente tanto él como otros publicistas han sido acusados de ser propagandistas y manipuladores engañosos que representan intereses sectoriales contra el interés publico. Y que ese uso de la propaganda corporativa tiene fines no solo comerciales, sino sociales y políticos.12

    Concretamente se ha alegado que en los países democráticos, tanto el poder político como el económico son vulnerables a la manipulación de la opinión pública. Concretamente, que, de tiempo en tiempo, se hace general la percepción que el sistema capitalista es explotador o abusivo. Cuando eso sucede, se crea una situación en la cual se demandan medidas de solidaridad social, incluyendo impuestos más altos y progresistas, y otras medidas de política social que son vistas como no deseables por los intereses corporativos. Eso crea una demanda en esos sectores para contrarrestar esas opiniones, lo que se implementa a través de medidas de relaciones públicas que envuelven el trabajo de científicos sociales y expertos en moldear la opinión publica.13

    Por ejemplo, George Soros, un estudiante de Karl Popper, ha sugerido que el sofisticado uso de poderosas técnicas de decepción, tomados de esa publicidad moderna y de la ciencia cognitiva por los operadores políticos ocasiona que en el presente, ‘el principal enemigo de la sociedad abierta es la amenaza capitalista’14 15

  7. ana alfonso

     /  23 abril 2012

    Rosa no te desanimes que siempre habrá rebeldes , afortunadamente. Es inevitable porque los crean ellos.
    Hay cosas realmente increibles, como que un compañero de la Facultad de mi sobrino alardease de no haber leido un libro en su vida. Mirad si hacen daño. Ese chaval nunca tendrá conciencia de si mismo ni de nada. Ese es el respeto que tienen hacia la Cultura .
    Yo tengo libros tuyos pero no necesito que me los firmes. Se que son tuyos y me basta con leerlos, aprender, reflexionar. Eso es riqueza que tú y otras personas nos dais. Gracias l

  8. Esta gente inane, siempre consigue que se hable de ellos, y fijaros con que éxito, por lo tanto, lo mejor es ignorarlos, en su éxito llevan el fracaso, saludos a todos.

  9. Cada vez que te leo te admiro más. ¡Felicidades!
    Salud.

  10. eva

     /  24 abril 2012

    Como dirían en The Big Bang Theory “el nivel mental del ciudadano medio, es una dura denuncia al sistema educativo de este país”.
    No obstante aunque este blog lo he descubierto hace poco, en aquellos que he seguido durante años,he observado que mientras ha habido una involución de nuestros derechos, se ha producido una evolución de nosotros como personas.
    Para mí hay un antes y un después al 15M de 2011.
    Todos nos preguntábamos porque la gente dormía, mientras el mundo se caía a pedazos, hasta que decidimos salir a la calle, y cual fue nuestra sorpresa, que en la calle nos encontramos todos.
    Así que hoy día de los libros y de las rosas, me permito ser optimista.

  11. Rebelión

     /  24 abril 2012

    Mario Vaquerizo no es un transgresor ni un gamberro,pertenece al sistema y el mismo presume de ser millonario y capitalista.Detrás de esa estudiada estética no hay rebeldía sino sumisión al sistema,analfabetismo y muerte de la cultura pues la verdadera cultura debe hacer pensar,reflexionar y crear ciudadanos críticos que es lo contrario que hace ese mamarracho,su mujer y los medios de comunicación tradicionales de los cuales cobran suculentas sumas.Algunos de estos medios han sido o son Cope,EsRadio o MTv.Sugiero que a partir de ahora no hablemos más de estos individuos ni del mátrix mediático del que participan y son agasajados.
    Lamentablemente ser famoso o salir por la tele se han convertido en el único objetivo para mucha gente,eso indica que estamos caminando hacia el suicidio como sociedad.

    ¿Quién creará entonces cultura? rebeldes.La verdadera cultura estará al margen del sistema.
    ¿Quién se arriesgará a publicar para perder la inversión? los que no tengais miedo a perder la inversión.Los que escribais para que la ciudadanía sea cada vez más culta y crítica.El lucro debe desaparecer si la intención es puramente pedagógica.
    ¿Hay que publicar también “por amor al arte” ? ¿Y qué “amor al arte” ? ¿El “amor al arte” de las estrellas de la tele que aprovechan el tirón y sacan un libro? pues hay un poco de eso.Los periodistas cultos y críticos como tú,Nacho Escolar,Iñaki Gabilondo o Jose María Calleja poco a poco-desgraciada y lamentablemente-seréis relegados por este sistema mercantilista pues sois voces críticas del capitalismo y al capital le interesa precisamente personajes planos e inanes como Mario Vaquerizo o su mujer.Triste pero cierto.A este sistema le gusta fabricar mentes planas y personas acríticas y dóciles.
    ¿(Tendremos que publicar) en meritorias editoriales que no alcanzan difusión? ¿En internet como hacemos en los blogs…para una audiencia similar a la de los blogs? desgraciadamente tendrá que ser así a partir de ahora (siempre lo fue).La verdadera cultura la haremos entre unos pocos,los más osados,los más valientes y los que no dependamos de los grandes medios de comunicación tradicionales.Que nadie piense que el sistema nos va a ayudar,todo lo contrario,nos pondrá todos los obstáculos y zancadillas que pueda.De hecho ya lo hace,pero mátrix dejará cada vez menos rendijas.El futuro seguramente será-y ojalá falle en mi pronóstico-peor que en algunas novelas de Orwell.La rebelión será cada vez más difícil y más duramente castigada.

    Todo esto coincide con el desmantelamiento de la educación pública por parte del PP.Para su modelo social desigualitario e inmoral necesitan los medios de comunicación tradicionales para desinformar,tergiversar y manipular.Alfredo Urdaci y otros de la cuerda derechista y capitalista ya se han postulado para ser directores de informativos de TVE.La nueva televisión pública será la del rodillo,mucho peor y más sectaria que la TVE de Felipe González o Jose María Aznar.Telemadrid,Canal Nou o la Castilla-La Mancha Tv del fascista Nacho Villa son sus modelos de referencia.Los ciudadanos inteligentes deben desenchufarse de manera inmediata de esta pesadilla mediática.

    La idiocia que apuntan nuestros amigos Rosa María Artal y Celeming está imponiendose a la inteligencia.¿Hasta cuando lo vamos a seguir permitiendo?

    Un beso.

  12. Yolanda Lesmes

     /  24 abril 2012

    Cuando comenté este artículo tuyo con mi hija, me dijo que Mario Vaquerizo había dicho que no sabía si EEUU era un país o un continente. Hace unos días, me pasaron un vídeo en el que a una concursante le preguntaban el año en el que acabó la Guerra Civil española y empezó a contar años desde….1800 (y encima no acertó porque cuando llegó a 1938, saltó a 1940). Era una chica joven, que aunque no hubiera seguido estudiando, al menos tiene que haber terminado la ESO hace poco y lo peor de todo es que, por lo que parecía, le hacía mucha gracia ser tan “bruta”. Estos son sólo dos ejemplos de la sociedad en la que vivimos, por eso nos está pasando esta tragedia social en la que acabaremos sin ninguno de esos derechos por los que hemos luchado durante tantos años y que en pocos meses se han evaporado.
    Al menos, leer cada día tus artículos, los de Ignacio Escolar, oír a Iñaki Gabilondo y alguno mas, son respiros de aire fresco que me hacen sentir que no todo está perdido.

  13. Trancos

     /  24 abril 2012

    Lo dijo Larra: “En España, escribir es sufrir”. Si echamos un vistazo a la Historia de nuestra Literatura, veremos que muy pocos escritores han podido vivir de la pluma. Todos (casi) tenían otro oficio para sobrevivir o eran ricos herederos. Entre otras cosas, porque las tiradas eran ridículas aunque los libros fueran caros.
    También creo que hoy en día se lee más y hay menos ignorancia. Hasta hace unos años los índices de analfabetismo en este país eran salvajes y desmedidos.
    Lo que ocurría era que los ignorantes se avergonzaban de su propia ignorancia, valoraban, envidiaban y respetaban a los sabios. Las familias ocultaban a sus “tontos” (a veces cruelmente, cosa que no justifico. Sólo afirmo que era un hecho) y silenciaban a sus “ignorantes”. Hoy en día, se hace exhibición impúdica de la ignorancia, se la aplaude, jalea y financia. Los bufones ya no son lo que eran.

    “Que era un gran cerdo soñaba
    y me gloriaba de serlo
    pues no hay más seguridad
    en el mundo que ser cerdo”
    (Calderón)

    “La envidia de la virtud
    hizo a Caín un criminal.
    Gloria a Caín, hoy el vicio
    es lo que se envidia más”
    (Antonio Machado)

    Saludos cordiales mientras pasa la mala racha.

  14. Hola, Rosa María, aprovecho para decirte por aquí, ya que estamos hablando de libros, que estoy leyendo por fin, ya que, gracias a las guerras políticas de PPPSOE, no hay oposiciones en Andalucía, tu libro La energía liberada y, la verdad, es que está siendo un absoluto placer, aunque es desesperante y doloroso ver la panda de psicópatas (G8, FMI, etc.) en cuyas manos estamos. Como te digo, ahora que tengo tiempo, aprovecharé para acercarme a una librería para comprar también Actúa. Como puedes ver, no todo el mundo lee, por decir algo, a Mario Vaquerizo. Saludos y hasta pronto.

  15. Rosa,
    no te voy a negar lo evidente. Y entiendo tu frustración. De hecho, creo que los de aquí la compartimos, porque si tus libros se vendieran más, a todos nos iría mejor y el resto entenderían que no somos aguafiestas, que pinta muy mal y los culpables caminan libres por nuestras calles, destrozándolas.
    .
    Aún no tengo Actua, pero no entiendo que un “informe” como “la energía liberada” no haya tenido más interés. Quizás sea como los cuadros, y dentro de 40 años valga su peso en oro. Yo lo guardaré bien para mis dos peques, que entenderán antes su valor.
    .
    Sé que no sirve de consuelo, pero aquí te has ganado respeto, admiración y cariño de gente “que piensa”, que no compra tus libros o te lee porque seas una líder a la que “se sigue compulsivamente”, sino que quieren datos e información para crear “NUESTRA” propia opinión.
    .
    Un abrazo, mil gracias por tus esfuerzos y el deseo que sean recompensados.

  16. ana alfonso

     /  24 abril 2012

    Os acordais de La Clave? Ya sé que eran tiempos franquistas, pero de aquello a la Noria por decir uno…. Da vergüenza

  17. Uno de los tweets que lei ayer del diario Ara me pareció demoledor: “Risto Mejide firma y Javier Pérez de Andújar se lo mira aburrido”

  18. El primer comentario de Contracorriente me ha dado mucho que pensar, sobre todo la siguiente frase: “…los estúpidos son así porque quieren. Moraleja, cada día pierdo menos el tiempo con ellos.”
    Sí, en la actualidad y en nuestro país, con los medios que nos rodean para educarnos (mayores que nunca en nuestra historia), el que se atocina muy a menudo se deja atocinar, por comodidad, desidia, etc. Yo también tiendo a perder cada día menos el tiempo con ellos.
    PERO AHÍ RADICA UNO DE LOS GRANDES PELIGROS SOCIALES.
    El mundo sigue siendo enormemente injusto o alienante, no sé si más o menos que hace un siglo pero eso es lo de menos. Sin embargo, a diferencia de hace un siglo, los mecanismos de explotación, alienación, control de la población, etc. son ahora mucho más sutiles y sofisticados. Comprenderlos (primer paso para intentar desmontarlos) requiere inevitablemente de mucho conocimiento, es decir, estudio, reflexión, debate, etc., actividades incómodas y aburridas cuando uno empieza a practicarlas, sobre todo si tiene como alternativa el fútbol, la noria y tantos entretenimientos vistosos y facilones. Las pocas personas que, por una u otra causa, han desarrollado esa conciencia crítica, al sentirse en minoría e incomprendidas, tienden a relacionarse entre ellas y, como dicen muchos comentarios de este blog, lamerse mutuamente las heridas., aisladas de una mayoría poseída por la caspa y la burricie.
    Dicho de otro modo, nuestro gran problema es que los poderes económicos (los verdaderos) y sus auxiliares políticos han ganado la batalla de las mentalidades. Si queremos revertir esta situación, necesitamos a los millones de conciudadanos que han votado a quienes nos quitan los derechos más básicos. Los necesitamos, sí, pero de momento nuestros mensajes van destinados más bien a consolarnos a nosotros mismos.
    La tentación, lo que nos pide el cuerpo, es “no perder el tiempo con ellos”. Pero los necesitamos aquí, con nosotros. Y no va a ser fácil.

  19. También me ha encantado, del comentario de Contracorriente, la distinción entre “reactivos” y “pro-activos”. Con tu permiso, Contracorriente, te la tomo prestada.

  20. Buenas noches a todos…

    Hola Rubén Nieto, gracias por tus comentarios…

    Me he expresado mal cuando dije que pasaba de los idiotas, no paso en ese sentido. Lo que queria decir era que la gente no cambia por mucho que lo intentes, que cada uno tiene su ritmo, un día después de haber discutido acaloradamente con una amiga y que ya no lo es me puse a mirar a mi perro y me quede pensando??? acaso yo a mi perro le pido que actue como un gato… porqué tengo ese interés en que la gente cambie, ese día comprendí que la única que podía cambiar era yo y como me dijo otro amigo ¿sabes la mejor manera de que las personas te hagan caso? Piensa que eres jardinera y tienes un jardín y tu jardín esta lleno de vida, deja que los demás vengan a tí y te pregunten ¿como es que tu jardín esta tan bonito y en el mio no crece nada? Ese día explicale porque tu jardín esta así.

    Con respecto a lo de relacionarme con personas que piensen como yo, estoy totalmente de acuerdo contigo de hecho me modero bastante porque he tenido muy malas experiencias, sobre todo el en sentido de que me he encontrado gente muy extremista, o gente con muy buenas intenciones pero no tenian las ideas muy claras a la hora de organizarse y otros que me han dado la puñalada trapera y como buena pro-activa que soy, je,je… se me ha encendido la luz de alarma y he reflexionado sobre ello.

    Por cierto Rubén aquí te dejo la definicion de proactivo, reactivo y pasivo:

    http://es.wikipedia.org/wiki/Proactividad.

    Un saludo a tod@s, y en especial a Rubén, gracias.

  21. Hola, Contracorriente, gracias por tu comentario. Somos de la misma opinión. Es necesaria más proactividad.

  22. Aunque llego a él tarde, espléndido artículo, que suscribo de pe a pa.

  23. Dulce

     /  26 abril 2012

    Contracorriente, la traducción correcta es “ingeniería del consenso”. Igenierear no existe en castellano. Pero tu aportacion es miy importante Saludos.

A %d blogueros les gusta esto: