La ¿belleza? esquelética

Esta vez se han asustado. La ganadora de un concurso de modelos de Elite ha sido esta señora anoréxica. Yo me asusto todos los días. Cuando veo en todos los anuncios señoras esqueléticas que parecen ser el ideal del momento. Lo he dicho muchas veces: los iconos reflejan a la sociedad que los crea, y el nuestro es enjuto, artificial, plástico. Exactamente igual que la “cultura” que lo alumbra, lo acoge y lo premia.

Las mujeres guapas antes eran como Cindy Crawford que fue la primera Top Model de la historia en los 80´s.

Lo peor es cómo ha impregnado en la gente. Viendo a nuestra escuálida princesa –que fue una mujer bellísima y no sé cuánto influyen los disgustos familiares y ver tambalearse el sueño de La Corona-, todo lo que comentan otras mujeres es que “debería taparse un poco”. Me lo han dicho. Las que no comen, andan, corren y saltan a ver si adquieren esa estructura de boqueroncillo en vinagre que “se lleva” y ya ni ofende a la vista ¡Todo lo contrario! Y no es inocuo. Porque las niñas piden a los Reyes Magos muñecas de princesas (que ya bien problemático es en su esencia). Cuando no juegos de revistas del corazón (en este caso niñas, niños, jóvenes y adultos). Carne de cañón, servida a la plancha.  

En este vídeo de Top Models –donde también está Crawford- se puede asistir de alguna manera a cómo la mujer ha ido perdiendo carne desmesuradamente. Las piernas de Cindy se han quedado reducidas a unos hilillos de los que resulta asombroso pensar que pueden sustentar un cuerpo humano, a menos que sea –que lo es- una pluma. ¿Cabe en ella un cerebro y una mínima sustancia?

Entrada anterior

24 comentarios

  1. xiabre

     /  12 diciembre 2011

    A este paso los grandes de la moda irán a buscar a sus modelos al Cuerno de África, entre tanto ¡que se vayan al cuerno!

  2. Cuanta razon tienes!

    Tenemos que hacer entre todos un cambio modelos para nuestras hijas… si hemos de seguir el patron a cantantes de pop que van de fiesta en fiesta y a modelos esqueleticas el camino va a ser otra generación nini…

    ¿Donde estan las cientificas, escritoras, arquitectas,… e incluso politicas (con todo el cariño) como roles para nuestras hija?

  3. Pero, eso sí, con unas bolas que parezcan auténticos balones de reglamento.

  4. Te has olvidado de las adolescentes que piden a sus padres tetas nuevas para navidad… Vender estereotipos a los que ya ningún ser humano puede llegar es una manera muy lucrativa (y por supuesto cruel) de hacer dinero: una vez conviertes a miles, millones en adictos y adictas, el consumo de ese estereotipo no tendrá fin y las ganancias vendrán a cascoporro.

  5. Shy Girl

     /  12 diciembre 2011

    Esas dos fotos fueron hechas a traición…

    En fin: recuerdo un episodio de mi adolescencia. Años 90, la época de Titanic, del Telecinco juvenil y “moelno”, para ponernos en situación. En los “magacines” de la mañana, y reportajes de interés social y otros programas de “mesa camilla, se puso de moda el tema de la anorexia. Documentales mostrando la destrucción de muchachas esqueléticas que lloraban porque no podían comer ni aún queriendo, y siempre se veían como focas sebosas al mirarse en el espejo. Presentadoras compungidas repitiendo aquello de “la belleza está en el interior; no todas somos Claudia Schiffer; hay distintos tipos de belleza femenina, y hay que tener la suficiente personalidad para resistir esta dictadura estética impuesta por los diseñadores y tal…” En esa misma antena, por las noches, en programas dedicados a un público más juvenil (Crónicas Marcianas, el Informal…): “La película no es creíble ¿cómo es posible que un maromo como ése vaya a perder la cabeza por esa vaca?” (refiriéndose a actrices con obesidad mórbida, tales como Kate Winslet y Renée Zellwelleger). “Ainhoa le tiene envidia cochina a Vega porque mientras Vega es divina, ella es una foca….” (Ainhoa, la que ganó la segunda edición de Operación Triunfo, y evidentemente, los morcillones le rebosaban…).

    Antes, había una escala entre las escuálidas huesudas y las obesas. Había escalas intermedias: finitas, rellenitas, de complexión fuerte… Ahora, las mujeres sólo se clasifican en dos tipos: todas las chicas cuyo estómago no se hunda bajo las costillas, son retacos sin atractivo. Atrévete a pedir distintos modelos: los hombres serán crudos contigo, y te dirán: “¿Por qué tengo que someterme a la dictadura de lo políticamente correcto? ¿Por qué tengo que decir que una mujer de 70 kilos me gusta, si mi ideal de belleza es el de las ninfas etéreas de las poesías? Asúmelo: por mucho que adelgaces, eres de complexión fuerte y nunca tendrás esa belleza y delicadeza. Contigo sólo se conformarán los que sean tan feos que no puedan aspirar a nada mejor…”

  6. Trancos

     /  12 diciembre 2011

    Es la selección natural, Rosa. Como no mueren suficientes pobres por inanición, es natural que mueran unos cuantos ricos por estupidez. La anorexia no es una enfermedad. Quien está enferma es esta sociedad que nos ha tocado vivir, por exceso o por defecto (ironía, sarcasmo y cachondeo)

  7. Desde pequeñas, fomentemos la autoestima de nuestras jóvenes como “seres humanos”.
    .
    Con decir que soy padre de dos niñas y que he conocido un caso muy grave de anorexia de una amiga, creo que queda claro lo que pienso.
    .
    Y, como siempre, gracias Rosa.

  8. Hola Rosa
    Leer tu post de hoy me ha hecho recordar este documental italiano que vi hace unos meses, aunque tiene ya tiempo. No tiene tanto que ver con la anorexia, pero sí con la utilización del cuerpo de las mujeres en televisión. No sé si lo habrás visto, pero recuerdo q personalmente, me dejó una sensación de angustia, asco y repulsión.

    Saludos

  9. rosa maría artal

     /  12 diciembre 2011

    Shy Girl, deberías mirarte qué es la obesidad mórbida, que para nada es el caso de las actrices que citas. Y qué son las “morcillas rebosantes”. Das la sensación de ser una víctima más de esta enfermedad que ha atacado el cuerpo social: la delgadez extrema.

  10. Cuna del Cea

     /  12 diciembre 2011

    Kate Winslet está guapísima, en Titanic y después.

  11. José Miguel

     /  12 diciembre 2011

    Las flacas de esas fotos tienen pinta de enfermas.En esas modas hay algo de instinto de auto destrucción.
    De “virgen y madre” a “boquerón en vinagre”, el caso es proponer “modelos” anti naturales.
    El otro día ví “Arenas de Muerte” en la tele… no sé a qué se refería lo de “arenas”, lo único que recuerdo es a Sofía Loren .

  12. Sobre gustos no se puede discutir, ya sabéis “para gustos los colores …y para los jardines flores…” o algo así.
    Pero en esto de la delgadez extrema hay algo enfermizo, dañino, y ya no sólo para las mujeres, desgraciada y previsiblemente, los hombres (jóvenes sobre todo) nos hemos apuntado a la tontería. Es selectivo y excluyente, por lo tanto es inhumano.
    Si legalmente no se puede prohibir ¿por qué no se bloquea socialmente? Valdría una palabra de “alguna gente” ridiculizando (a los diseñadores), algún desprecio de otra, por ejemplo en la pasarela de los Óscar, en fin, que si hubiese voluntad habría solución, como en tantas cosas.
    Y voy a hacer una declaración de principios: no me gusta (físicamente) este tipo de mujer “palo de escoba”…
    Sofia Loren dice José Miguel… Casi nada lo del ojo y lo llevaba en la mano, que dicen aquí…o, con mucho cariño y respeto, nuestra anfitriona RMA

  13. Esta fotografía se lleva difundiendo desde hace algunos meses. Se trata de un montaje que se ha convertido en viral a través de las redes sociales.

  14. rosa maría artal

     /  12 diciembre 2011

    Lo ha publicado El País, y yo tengo en archivo montones similares… No tienes más que ver el último vídeo por cierto para comprobar los hilillos y la extrema delgadez en la evolución desde Cindy o Claudia Shiffer. Más aún, lo que denuncio es cómo ha llegado a la sociedad. Las mujeres que aparecen vendiendo perfumes, cremas, coches, todo… han perdido 10 kilos respecto a hace 15 ó 20 años. Es la civilización… “perdida”.

  15. virginia

     /  12 diciembre 2011

    Rosa y queridos companyeros,
    hay muchas cosas que llevan a la suma delgadez, la anorexia es algo tremendo y hay que tratarlo.
    En el mundo de la tele de cine y de modelos es horrible. Se mezclan muchas cosas: el perfeccionismo que te exigen, los nervios, la obsesi’on por responder a unos c’anones de belleza que se acercan m’as a los de una ninya que a los de una mujer …habr’ia mucho que decir, pero ya casi ni veo la tele…
    No siempre esa delgadez va unida a la presi’on externa, puede ir por no dormir lo suficiente y tener un metabolismo acelerado…hormonas…
    Pero me gusta Kate Whinslet …siempre la redondez me gusta m’as.
    Pues anda que a los hombres tambi’en se lo ponen fino, con tanto musculito y que se yo…
    De todas formas veo a la gente m’as delgada…y creo que las prisas y la mala vida tambi’en influye….los disgustos continuos…
    Un abrazo

  16. Es lamentable que eso se considere belleza, yo también le he dedicado la entrada en mi blog esta mañana.

  17. Por mucho que los medios nos vendan ideas diversas, los hombres las preferimos con curvas, esas mujeres sin-teticas, sin-bolicas y sin-gracia lo único que provocan es lástima.
    Un saludo.

  18. tinejo

     /  13 diciembre 2011

    Bueno, de que nos asustamos cuando todos los informativos nacionales cierran con el último desfile de Victoria Secrets, como si fuera un acontecimiento admirable, mientras las modelos que desfilan en él aseguran sin rubor que siguen una dieta consistente únicamente en liquidos la semana antes para estar tan “esbeltas”, cuando deberían censurarlo y criticarlo. Así nos va, así las niñas quieren ser escuálidas enfermas como síntoma de belleza.

    http://casaquerida.com/2011/12/12/hoy-es-el-dia-en-que-te-me-has-muerto/

  19. Shy Girl

     /  13 diciembre 2011

    Querida Rosa: me temo que me he explicado mal. He tratado de ser irónica, pero lamento que no se haya notado. Probablemente, porque sin darme cuenta he dejado rebosar algo de amargura personal (la frase que cité, me dolió mucho en su día…).

    El tono era irónico. Comentaba algo que me llamó la atención entonces, que veía casi todos los días en la televisión. Tres mujeres completamente normales, incluso de buen ver, eran comparadas con focas y con vacas, y con un tono absolutamente despectivo. Todavía sigo viendo casos parecidos: mujeres a las que sólo se les puede achacar que tienen dos o tres kilos más de lo recomendado por las famosas tablas, son puestas como ejemplo de obesidad (anuncios de los productos milagro, los montajes del antes/después). Lo que quería expresar era la contradicción de transmitir, por un lado, el mensaje de que la delgadez extrema era una dictadura estética, de que tenemos que querernos, de que hay diferentes tipos de belleza femenina… y por otro, te estén bombardeando continuamente con la idea de que, a poco que te sobre un poco de grasa, no es que dejes de resultar atractiva… es que ni siquiera mereces ser amada. El mensaje que al final se te queda es el de que, en el fondo, la sociedad sólo acepta un tipo de belleza válida; que todo lo demás es una excusa o una manera de “endulzar” la realidad; y que todas las que no encajan en ese molde, reciben ese desprecio. Y hay ciertas edades en las que eso marca. Con la edad, se gana en autoestima; pero si algo caracteriza la adolescencia es la inseguridad en uno mismo; y ahí, el aspecto físico, el saberse valorado por los demás, es importante.

    En fin, ahora que leo el texto, puede que algunas expresiones que he utilizado pueden resultar ofensivas para muchas mujeres. Pido disculpas, posiblemente escribía con amargura. Sólo pretendía transmitir el absoluto desprecio con el que se suele describir a las mujeres a poco que les sobre aunque sólo sea un dedo de grasa.

  20. En su particular evolución hacia el crustáceo, las crustáceas humanas (el fenómeno afecta, con diferencia, a muchas más mujeres que hombres) fuerzan su cuerpo a mostrar el interior (esto no es, el alma, que esto es, el hueso), aunque aún no se ha demostrado que alcanzada la fase de huesos fuera, la carne las obedezca y se vaya recolocando en el interior del esqueleto. No es una enfermedad para el cuerpo; es una cárcel. Hay constancia de reiterados intentos de combatir esta plaga; por ejemplo, eligiendo muñecas regordetas a la hora de hacer un regalo. En este sentido, y si el crío -por lo general niña- es quien escoge, suelen ser preferidas las muñecas esqueléticas a las otras. Por un a modo de sorprendente paralelismo con la realidad, las niñas escogen dentro de unos cánones de información que se corresponderían con cierta tendencia socialmente heredada de una llamémosle información genética grupal. Tal vez para librar de influjos tan poco recomendables a las generaciones venideras, muchas personas deberían seguir jugando a muñecas en plena edad adulta. Claro que este tipo soluciones te llevan a pensar que tal vez debiéramos también regalar parlamentos de juguete a los niños; incluso urnas para las elecciones. La espontaneidad infantil, ya saben; un mundo de ideas a considerar. ¿Es cierta ley lo que la anorexia llevada a la justa proporcionalidad? ¿Debería en justa correspondencia, la ley d´Hondt llamarse la Flaca?

  21. julio

     /  13 diciembre 2011

    Son muy listos: nos quieren poner por moda lo que va a ser obligación por recortes. la desnutrición.

  22. José Miguel

     /  13 diciembre 2011

    Buena reflexión, si señor.

  23. Ohhh, de quién eran los 80 era de Sabrina y Danuta, en plan zafio, de Samantha Fox, un pelín más enjundiosa, y también de Meryl Streep, ya algo fondona.

  24. ricardo

     /  21 diciembre 2011

    Es curioso lo de los prototipos de belleza,porque si es verdad que los prototipos de belleza son claramentes “dominados” por los estamentos sociales,que nos dicen lo que es feo o bonito y nosotros nos lo creemos
    Nos dicen que los pantalones de campana son bonitos y se lo pone todo el mundo,despues los quitan, y años después miramos las fotos de nuestros padres y nos reimos de su forma de vestir, y darnos cuenta que son los mismos que nos están “obligando” a poner la ropa que estamos poniendo ahora mismo.
    Es también curioso que este sea el prototipo de belleza el de la mujer escualida el que este mandando cuando en los productos para “hombres” o sea ,películas porno sea totalmente lo contrario,pechos grandes,carne a estopa,es muy curioso,pero se domina todo,desde los estilos de música que tienen que gustar,hasta la forma de vestirse(antes patillas y pelo largo).
    No hay ningún hombre que se excite con esta foto ni con esta mujer,NADIE. con las películas porno si la mayoria de los hombres consideramos a esas mujeres deseables(aunque muchos no lo reconozcan) eso es lo que tienen que pensar las chicas que quieren adelgazar,
    Estamos totalmente dominados y creemos todo lo contrario.

A %d blogueros les gusta esto: