Corrupción en España Vs. países decentes

 El ministro japonés de Exteriores Seiji Maehara, figura ascendente en la política de su país, se ha visto obligado a dimitir por haber aceptado una donación de 50.000 yenes (450 euros) de una mujer de Corea del Sur, residente en Japón desde hace años. La ley nipona prohíbe las donaciones de extranjeros. La mujer le conoce desde niño y Maehara asegura que en nada ha influido el regalo en sus actuaciones, pero en los países decentes corrupciones y cohechos (siquiera atisbos de ellos) tienen consecuencias.

Para saber qué pasa en España con estas cosas, ved más abajo (aunque no haga falta, que ya lo sabéis). Quizás, añadir un dato: Garzón declara hoy en el Supremo como imputado por las escuchas que ordenó como Juez en la investigación del caso Gürtel, hoy con noticias frescas. La defensa de Correa le pide 17 años de inhabilitación. Y puede ser que hasta la consiga. En este país somos exquisitos con los presuntos delincuentes de guante blanco… o manopla choricera.

  “La corrupción es incompatible con la democracia, hiere gravemente a los propios fundamentos del sistema”, decía Jimenez Villarejo. Y tanto. está inscrita en los genes de muchos españoles “comprensivos” y así nos va. ¿Recordáis cuando propuse legalizarla? Ya falta menos, el PP se dirige en bólido a La Moncloa.  Democráticamente, claro está. Con los votos ciudadanos.

A %d blogueros les gusta esto: