La economía familiar mejora

Leo que “una de cada tres familias no puede irse de vacaciones más de una semana”. Y que el 19,6% de la población residente en España vive por debajo del umbral de pobreza relativa, medido éste sin considerar la posesión de vivienda, al ingresar menos de 5.815 euros al año, según recoge la Encuesta de Condiciones de Vida del año 2008 hecha pública hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Si los periodistas tuvieran memoria, o utilizarán el archivo –que nada nace sin antecedentes-, verían que, a tenor de los datos, la situación económica de las familias españolas ha mejorado. En 2005, en navidades para ablandar conciencias, hice un reportaje en Informe Semanal a raíz de un estudio que parecía alarmante. Quienes no podían costearse ni una semana de vacaciones eran el 44%.  No es lo mismo “ni una semana” que “más de una semana”. Y los pobres ascendían al 19,9%, exactamente la misma cifra de diez años atrás. Había empeorado en cambio la situación económica de la mujer, que se separaba de los hombres un punto. Ahora es mayor la brecha entre los hombres (18,5) y las mujeres (21,2). Es la misma encuesta (Condiciones de Vida).

Extremeños y andaluces siguen siendo los más pobres. Y también los ancianos con respecto al resto de la población, el 30,6 ahora frente al 29,6. Cotejad el primer enlace con el estudio completo del INE que acaba de dar a conocer.

La ironía del título de este post, no oculta que, con crisis o sin ella, con demagogia o sin ella, a través de intoxicaciones o en ausencia de ellas, siempre pagan los mismos. Y resulta intolerable que el sistema por el que nos regimos mantenga año tras año, década tras década, a casi el 20% de la población en el umbral de la pobreza. Y no es cuestión de caridad navideña (o de cualquier tiempo), sino de justicia una vez más. Y de eso deberíamos ocuparnos todos en lugar de distraernos con las moscas que pasan, aunque ciertamente, algunas sean moscardones.

Entrada siguiente

7 comentarios

  1. Miguel

     /  21 octubre 2009

    La pobreza relativa es quien ingresa un 20% de la media, pero eso no quiere decir que tenga problemas. Un matrimonio mayor en un pueblo con 10000 euros al año de renta tiene una buena renta y es pobre relativamente.

  2. Miguel

     /  21 octubre 2009

    Perdon un 20% menos de la media

  3. Bueno, y aumentará lo trágico y lamentable de todo esto si en vez de conseguir un buen acuerdo para facilitar la contratación se dedican unos a otros a investigarse y sacarse chanchullos de hace dos legislaturas como mínimo.

    Este tipo de cosas sí deberían ser la prioridad, tanto del gobierno como de la oposición. Y también reducirse un pelín el salario, que se sabe de algún cargo del gobierno que cobra del orden de 18000 al mes, un soberano vacile a todo el pueblo currante español.

    Y digo currante porque también hay cada espabilao que es para echarle de comer aparte, ya se sabe, con eso de los fraudes. Que a uno ya le da por pensar que es deporte nacional.

    Un saludo!

  4. Creo que la sociedad española en general se está empobreciendo a pasos agigantados y la brecha entre ricos y pobres sigue aumentando desgraciadamente.

    Sólo tenemos que mirar en nuestro entorno para fijarnos las carencias y necesidades de un buen número de familias que se limitan con sus ingresos a pagar hipotecas y alquileres y alimentarse. La subsistencia pura y dura.

    Les dejo esto que he escrito por si les apetece leerlo: http://www.esperantia.com/2009/10/la-corruptocracia-espanola-envidia-del.html

    Un saludo.

  5. Arturo Espada

     /  22 octubre 2009

    ¿? ¿Irse de vacaciones…? A ver, que no capto bien la referencia… ¿desde cuándo “irse de vacaciones” es sinónimo de indicio económico de cualquier causa, tanto positiva como negativa…?

    Aquí el menda no se va de vacaciones desde hace muchos años. Porque no puedo permitírmelas. Porque está todo muy caro. Porque no deja de ser un capricho que se ha convertido milagrosamente en “necesidad de primer orden”. Porque cambiar de aires hacia unos más sanos (supuestamente) implica un viaje, una segunda residencia, temporal o permanente, de tela o de piedra, y eso ya es caro de por sí: la propia vivienda, más dicha segunda residencia, aunque sea en un cámping (teniendo en cuenta que no se puede acampar en cualquier parte, y que yo particularmente odio las tiendas de campaña y dormir en el suelo)…

    Esta necesidad, de tanto obviarla, ya no existe en mí. Pero… ¿estoy aquí ahorrando para pagar un mísero piso, y todo Dios se “va de vacaciones” aunque sea hipotecándose bastante más…? ¡Vamos, hombre…! No irse es una opción igual de válida, o más, si cabe, con la que está cayendo…

  1. La economía familiar mejora « El Periscopio
  2. Twitter Trackbacks for La economía familiar mejora « El Periscopio [rosamariaartal.wordpress.com] on Topsy.com
A %d blogueros les gusta esto: