¿Multará el Ayuntamiento de Madrid al Juez Garzón?

La nueva ordenanza municipal del ayuntamiento de Madrid -que se aprobará el viernes- prevé multar con 750 euros a quienes busquen entre la basura. ¿Será el Juez Garzón el primero en ser multado?

 Detrás seguirán los miles de desgraciados que escudriñan -entre compresas usadas o arena de gatos con excrementos- yogures caducados o frutas podridas en los recipientes de la calle o en los contenedores que se ubican al lado de los supermercados. Los he visto. Salen avanzada la noche, sigilosos, con rabia, con vergüenza, mirando a un lado y a otro. Y no se dejan grabar si uno -como debe ser- les pide permiso y no utiliza cámara oculta. Hace falta pasar mucha hambre para arriesgarse al menú. Les saldrá caro hurgar entre desperdicios a partir de la ley municipal de Botella y Gallardón, a quienes deben darles asco los pobres. Pero no hay que ser mal pensados. Realmente, era una prioridad atajar ese problema: que no puedan comer de las basuras. Es muy antihigiénico y se preocupan por su salud. Dictar esa ley antes que prever que tengan trabajo y alimentos era lo más urgente. Aunque. un método más resolutivo sería invitarles a bodas y bautizos donde se hacen presuntas relaciones productivas.

Pero el asunto tiene más fondo. Al PP no le gusta que nadie husmee en la basura. La “presunta” podredumbre del PP constituye, hoy, un culebrón a seguir apasionadamente por el sinfín de noticias que se están produciendo. ¿Cómo se puede tener el cinismo de negar y atacar a la Justicia que investiga? Porque se juegan unos votos, cotas de poder, en las próximas elecciones gallegas y vascas. Ese aferrarse a la poltrona apesta. ¿Por qué? ¿Qué beneficios obtienen? Ah, es la defensa de sus ideales. Por ejemplo, multar con 750 euros a quien rebusque en la basura algo que comer.

El 70% por ciento de los ciudadanos, declara al CIS, mes tras mes, que “los políticos sólo piensan en sus intereses” y “no piensan en ciudadanos como yo”. Lo saben y no les importa. Han comprobado que, luego, van a votar para que no salga el contrario. Aunque las diferencias son ostensibles, la escasa educación de los españoles -propiciada o nunca solucionada por los poderes públicos- conduce a patéticas confusiones. O muy intencionadas, porque en España hay demasiada comprensión con la trampa. Cuatro o cinco mil Garzones harían falta.

Envidio apasionadamente a los alemanes por la derecha que tienen. Angela Merkel pidiendo el cierre de Guantánamo a Bush, abroncando al Papa por rehabilitar a un obispo negacionista del holocausto. Hasta a los franceses envidio, por su Sarkozy, que ya es mucho envidiar.

Y es que, sobre todo estos últimos días, seguir las noticias -ejercicio imprescindible para poder opinar, para poder decidir con criterio- produce una malsana repulsión.

Entrada anterior
Entrada siguiente

2 comentarios

  1. Finaf

     /  25 febrero 2009

    Enfrente de mi casa hay un supermercado, donde todas las noches sacaban un contenedor con todos los desechos (verduras, frutas, hortalizas, carne, yogures, natrillas, leche zumos etc. caducados) Había alrededor de unas quince personas que se repartian los artículos que estaba mas o menos en condiciones. Algunas veces discutían por la posesión de esto o aquello. En media hora o menos cada uno se iba a su casa o chabola y así acababa todo. El contedor a que me refiero salía del supermercado, quiero decir que no estaba mezclado con otra basura. Pues bien, desde hace unos meses el contenedor lo sacan los empleados del camión de la basura, sin dar opción a las personas que antes se repartian su contenido. Pregunté porqué lo hacian así y me dijeron que daban muy mala imagen, que algunos vecinos habían protestado. Claro, de esta manera no nos enteramos que existen estos problemas, “ojos que no ven corazón que no siente”. ¿Por que vamos a preocuparnos si no los vemos? ¿Para que vamos a mandar a los sericios sociales a interesarse por estos pobres que como bien dices “deben darle asco”.

  2. luis

     /  26 febrero 2009

    Sólo puedo decirte “chapeau” Rosa

A %d blogueros les gusta esto: